Perú: las inundaciones dejan más de un millón de afectados

El presidente Kuczynski dice que la reconstrucción cambiará al país
17/04/2017
03:17
Lima.
DPA
-A +A

Con más de un millón de damnificados y 107 muertos por las lluvias que han afectado al país, Perú se prepara para la reconstrucción.

El Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN) actualizó sus informes sobre las víctimas por las inundaciones quedando, hasta el momento, en 107 personas muertas y más de un millón de afectados, entre ellos 171 mil 322 que perdieron todas sus pertenencias,

El reporte cifró en un millón 10 mil 208 el número de personas que sufrieron algún tipo de afectación por el fenómeno climático “El Niño Costero”.

El último reporte indicó, además, que suman 221 mil 761 las viviendas dañada. Para paliar esa pérdida, el gobierno anunció un plan que prevé entregar 12 mil viviendas.

Aunque las lluvias están terminando en Perú, se esperan precipitaciones de moderadas a intensas en el norte del país entre el 17 y 19 de abril, según el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología.

La ayuda humanitaria seguía llegando el fin de semana a puertos del norte de Perú. Un barco de la marina peruana con más de 320 toneladas partió desde el Callao en su tercer viaje de apoyo con destino al puerto de Paita, en la región Piura, una de las más afectadas por las riadas.

Las autoridades peruanas pusieron en marcha un plan de emergencia para evitar la propagación de enfermedades como dengue, zika, chikungunya, leptospirosis y cólera, que incluye fumigaciones en zonas del norte, así como la instalación de pozos sépticos, ante el colapso de los servicios higiénicos.

En Lima, ciudad con 9 millones de habitantes, la normalidad ha vuelto luego de que en marzo la capital quedó privada de agua potable por cinco días por las avalanchas de lodo que enturbiaron el río Rímac, principal abastecedor de agua de la ciudad.

En tanto, el presidente de país, Pedro Pablo Kuczynski, pidió a los peruanos reflexionar para que el proceso de reconstrucción conlleve hacia un país distinto.

“Pensemos en cómo cada uno de nosotros va a contribuir a reconstruir nuestra nación para que sea un país nuevo, moral, cristiano, dedicado y honesto”, dijo el mandatario ayer en una misa de Domingo de Resurrección celebrada en Lima.

Durante el acto litúrgico, el presidente pidió un minuto de silencio por los más de 100 muertos que ha dejado el fenómeno del “Niño Costero”, como científicos llaman al calentamiento del mar del Perú y de Ecuador, registrado desde diciembre.

La agenda del Gobierno de Kuczynski estará marcada en los próximos años por la reconstrucción del país, que, afirmó el mandatario, incluirá un programa de reubicación de pobladores que viven en riberas de ríos o en suelos inundables.

Tras liderar los trabajos de emergencia, la popularidad del presidente ha repuntado. Una encuesta publicada ayer en Lima, señala que la aprobación del presidente subió 11 puntos en un mes y alcanza 43%.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS