Se encuentra usted aquí

Autoridades piden que WhatsApp colabore

27/03/2017
02:23
AFP y Reuters
-A +A

Londres.— La ministra del Interior de Reino Unido, Amber Rudd, pidió a los servicios de mensajería cifrada, como WhatsApp, que colaboren con las autoridades del país para no servir de “escondite de los terroristas”.

En entrevista con la BBC, la funcionaria consideró “totalmente inaceptable” el hecho de que las comunicaciones entre sospechosos de actos terroristas puedan escapar a los servicios de inteligencia porque están cifradas.

Medios locales han reportado que el autor del atentado, el británico Khalid Masood, envió un mensaje cifrado momentos antes de matar a cuatro personas la semana pasada al embestir a peatones con su vehículo y apuñalar de muerte a un policía.

La ministra confirmó que Masood utilizó WhatsApp, propiedad de Facebook.

“Tenemos que asegurarnos que las empresas como WhatsApp —y hay muchas otras como ésta— no se conviertan en un escondite secreto donde los terroristas pueden comunicarse entre ellos”, dijo en la emisión política de la BBC.

“Hay que asegurarse de que nuestros servicios de inteligencia tengan la capacidad de acceder a las discusiones como las cifradas en WhatsApp”, aseguró. Anunció que el próximo jueves sostendrán un encuentro con varios responsables de empresas competentes en este sector —de las que no dio nombres— para convencerlas de colaborar con las autoridades.

“Hay investigaciones en curso sobre los terroristas”, estas empresas “deben estar de nuestra parte y voy a intentar convencerlas”, señaló Rudd.

WhatsApp reaccionó señalando la predisposición del grupo para ayudar. “Estamos horrorizados por el ataque perpetrado en Londres esta semana y cooperaremos con las autoridades en sus investigaciones”, señaló la empresa en un comunicado enviado a AFP.

Sin embargo, podría haber dificultades para que las autoridades de Reino Unido se enfrenten a las compañías de tecnología. En Estados Unidos, funcionarios han intentado lograr que las empresas locales brinden una manera de vulnerar el cifrado, negociaciones que se han intensificado desde un tiroteo masivo en San Bernardino.

Si bien dijo que “se está acabando el tiempo en que los terroristas usan las redes sociales como su plataforma”, Rudd también pidió la cooperación de los propietarios de aplicaciones de mensajería cifradas, alejándose de la propuesta de presentar nuevas leyes.

El ataque en Westminster parece reavivar el debate de la privacidad en Europa, especialmente tras las advertencias de oficiales de seguridad de que los países occidentales se convertirán cada vez más en objetivos del Estado Islámico.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS