Análisis. ¿Los medios ignoran los atentados como dijo Trump?

El presidente de EU acusó a los medios de minimizar deliberadamente la amenaza del Estado Islámico y no dar cobertura a muchos de sus ataques en Europa
(Foto: AP)
07/02/2017
14:15
-A +A

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó el lunes que los ataques terroristas del Estado Islámico en Europa no reciben cobertura en los medios. A continuación, un análisis sobre la cuestión.

LO QUE DIJO TRUMP

"Está ocurriendo en toda Europa. Ha llegado a un punto en el que ni siquiera se informa de ello. Y en muchos casos, la muy, muy deshonesta prensa no quiere informar de ello. Tienen sus motivos y ustedes lo comprenden".

LOS HECHOS

Trump y su equipo sólo han dado un ejemplo de un ataque terrorista con muertos en todo el mundo que no apareciera en los medios: el que nunca ocurrió en Bowling Green, Kentucky. La asesora del presidente Kellyanne Conway habló sobre una "masacre" en Bowling Green que no tuvo lugar. Más tarde se retractó cuando se le llamó la atención sobre el error.

En cuanto a las afirmaciones de Trump sobre Europa, es probable que los lectores no hayan oído hablar de cada ataque en el continente que pueda relacionarse con el terrorismo. Cada año se producen decenas, si no cientos. Muchos no llegan a un público internacional porque no causan bajas, hay pocos o ningún daño material o son obra de agresores desconocidos por motivos que no están claros.

Una lista exhaustiva es la Global Terrorism Database, una base de datos mantenida por la Universidad de Maryland. Enumera 321 sucesos de supuesto o conocido terrorismo en la Europa occidental en 2015. Muchos son ataques antiislámicos contra mezquitas, no la clase de terrorismo por la que Trump ha expresado preocupación. Muchos son ataques en nombre de causas políticas de derechas o izquierdas que no tienen nada que ver con el extremismo islámico o ataques xenófobos contra mezquitas.

Algunos ejemplos de 2015 que pasaron en gran parte desapercibidos para los estadounidenses:

— El 24 de octubre, se prendió fuego a la residencia de un miembro del Partido Justicia Social en Gotemburgo, Suecia, uno de varios ataques cometidos contra el partido ese día.

— El 13 de septiembre, se prendió fuego a la iglesia metodista de Whitton en Richmond, Inglaterra. No se produjeron bajas y nadie reivindicó el incendio provocado en un primer momento.

— El 17 de enero, hombres armados dispararon contra los clientes de un bar en Londonderry, Irlanda del norte, sin causar bajas. Se cree que tras el ataque había republicanos irlandeses disidentes.

La base de datos define atentado terrorista como un ataque que pretende alcanzar objetivos políticos, religiosos, sociales o económicos a través de la coacción o la intimidación del público, al margen de los actos de guerra.

En la lista también están los ataques devastadores cometidos ese año por extremistas islámicos, como el asalto a las oficinas de la revista satírica parisina Charlie Hebdo y el aún más letal ataque en la sala de conciertos Bataclan en París, el peor en una serie de asesinatos en un día. Esos ataques y otros sucesos mortales en Europa recibieron una abrumadora cobertura durante días.

Pero incluso los ataques más pequeños y sin muertos reciben cobertura: la propia base de datos se basa en reportes de medios de comunicación.

LA RECTIFICACIÓN

Trump hizo sus afirmaciones ante una gran audiencia, durante un discurso en el Comando Central del ejército en Florida que se emitió en vivo por televisión.

En el Air Force One, ante un público más pequeño, el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, dijo que Trump no pretendía decir que los ataques terroristas no recibieran ninguna cobertura. Su queja, dijo, era en realidad que no se concede suficiente atención a esos sucesos.

"Él cree que los miembros de los medios no siempre cubren algunos de esos sucesos en la misma medida que pueden cubrirse otros sucesos", dijo Spicer. "Como que una protesta se exagera del todo y sin embargo un ataque o un ataque frustrado no recibe necesariamente la misma cobertura".

La Casa Blanca publicó más tarde una lista de 78 ataques en todo el mundo, que describía como "ejecutados o inspirados por" el grupo extremista Estado Islámico. El gobierno dijo que "la mayoría" de los incluidos en la lista no recibió suficiente atención de los medios, sin concretar cómo definía ese criterio.

ae

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS