Buscan en Edomex a chofer de choque en Eje 6

Camioneta abandonada tras muerte de niño tiene placas mexiquenses; dos de los menores accidentados son reportados graves de salud
La camioneta Grand Cherokee de la marca Jeep era conducida a exceso de velocidad a la par de que el conductor ignoró un semáforo en rojo. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
01/07/2017
04:00
Eduardo Hernández
-A +A

[email protected]

La Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México solicitó colaboración a su homóloga en el Estado de México para ubicar al conductor de la camioneta que la mañana del jueves chocó con otro vehículo sobre el Eje 6 Sur, donde perdió la vida un niño de nueve años y otros cinco menores resultaron lesionados.

Esta solicitud se hizo luego de que se determinara que la camioneta Jeep que conducía el presunto responsable con la matricula MGT6132 esta domiciliado en el Estado de México, por lo que se pidió a la fiscalía mexiquense realizar las gestiones correspondientes y ubicar al propietario de la unidad y dar cumplimiento a la orden ministerial.

Por su parte, la conductora de la camioneta Safari roja en la que viajaban seis niños, quedó en libertad anoche luego de rendir su testimonio ante el agente del Ministerio Público en la Fiscalía de Iztapalapa. Posteriormente el Instituto de Ciencias Forenses de la Ciudad de México le entregó el cadáver del pequeño para trasladarlo a una agencia funeraria.

La procuraduría capitalina indicó que está a la espera del dictamen pericial en tránsito vehicular para determinar las causas del accidente, así como las responsabilidades de cada uno de los conductores.

Tragedia. De acuerdo con los primeros reportes, cerca de las 7:30 horas del jueves la camioneta roja en la que viajaban los pequeños circulaba sobre Eje 6 Sur; el conductor dio una vuelta en U y al incorporarse a la avenida adyacente fue impactada por otro automóvil. Los dos vehículos salieron disparados y el conductor de la camioneta roja salio de su carro.

Debido al choque un niño de nueve años —hijo de la conductora— salió disparado hacia el pavimento y murió de manera instantánea, se presume que no llevaba puesto el cinturón de seguridad; dos menores también salieron de la unidad y fueron trasladados en helicópteros de la policía local al Hospital Pediátrico de Legaria, donde los reportaron graves.

Se investiga si el tripulante de una camioneta Jeep Cherokee, quien se dio a la fuga a pie y dejo el vehículo en la avenida, circulaba a exceso de velocidad.

Autoridades de la escuela se des-lindaron de los hechos y comentaron que el vehículo era propiedad de Lizeth “N”, quien todos los días trasladaba a los amigos de sus hijos a la escuela; se espera que los peritajes del choque concluyan.

Por este hecho, la procuraduría capitalina inició una investigación para deslindar responsabilidades. En este sentido, se analizan los videos de las cámaras de vigilancia del C5 y en los que se observa como ambos conductores cometieron posible errores al conducir en la vialidad.

El delito que se imputa al presunto responsable es el de homicidio imprudencial. Este tipo de homicidios relacionados con accidentes automovilísticos incrementaron este año; según estadísticas de la PGJ local, durante el año pasado se contabilizaron 30 muertes por esta situación, mientras que en el primer semestre de 2017 ya suman 20.

De esta cifra, siete corresponden a menores atropellados, cinco ciclistas y el resto a conductores que debido al exceso de velocidad combinado con el alcohol, murieron en sus vehículos, esto a pesar de las medidas que han implementado las autoridades. Debido al nuevo sistema de justicia penal solo dos están en prisión.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS