1

Dos tornillos ‘sueltos’ causaron fuga de gas

PGJDF y Sener detectan mantenimiento deficiente en pipa; buscarán imputar a gasera. Profeco revisará irregularidades
Fotografía: AP
17/02/2015
00:46
-A +A

[email protected]
Los peritajes de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) y la Secretaría de Energía (Sener) respecto  a la explosión registrada en el Hospital Materno Infantil de Cuajimalpa arrojaron  que la fuga fue provocada por dos tornillos en mal estado en el equipamiento del auto-tanque de la empresa Gas Express Nieto, que  suministraba Gas LP al nosocomio al momento del estallido.

En conferencia de prensa conjunta entre el secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell y el procurador capitalino, Rodolfo Ríos Garza, se detalló que la fuga se originó por la fractura de dos tornillos en la junta de la bomba de trasiego de gas, ubicada en la parte media inferior de la pipa. 

La rotura de dichos tornillos  fue causada por el mantenimiento deficiente, lo cual propició el derrame y vaporización del combustible formando una nube, que debido a las propiedades físicas del Gas LP y a la inclinación del terreno, se introdujo en las instalaciones del hospital.

Desconocen origen. El mismo peritaje indicó que el punto de ignición se dio dentro del hospital, sin embargo, debido a que no era parte de la investigación de la PGJDF no se pudo determinar el origen.

Ríos Garza no supo explicar si fue una chispa, la flama de algún piloto de estufa, o incluso, si el prender un cigarro fue lo que ocasionó  la explosión que dejó hasta el momento cinco personas sin vida y 10 con lesiones de gravedad, así como daño en más de 70%  de las instalaciones del hospital, además de afectaciones a vehículos e inmuebles aledaños al mismo.

“Se concluyó que el auto-tanque presentaba condiciones inseguras de operación, debido a que su sistema de trasiego estaba alterado. Asimismo, se comprobó que su sistema de despacho presentaba anomalías al separar inadecuadamente los vapores e impedir la regulación de la presión.

“Tampoco se encontró la palanca de seguridad que permite el cierre de la válvula interna [...]. Finalmente, se identificaron manipulaciones que ocasionaban que el medidor del auto-tanque registrara una cantidad de Gas LP mayor a la que en realidad se suministraba”, detalló Ríos Garza.

Van contra  Express Nieto La procuraduría capitalina anunció que procederá legalmente contra la empresa Gas Express Nieto,  por lo que en los siguientes días formulará la imputación respectiva en contra de las personas físicas y jurídicas involucradas; asímismo solicitará la vinculación a proceso por la comisión de los delitos de homicidio, lesiones y daño a la propiedad culposos, además de requerir la reparación de daños.

La situación jurídica del chofer de la  pipa —único imputado en este caso— podría cambiar en las siguientes horas, debido a que los peritajes determinaron que fue una falla mecánica y no un descuido o accidente humano lo que provocó la explosión, dejando en claro el procurador capitalino, que esto lo determinará la jueza que lleva el caso del accidente.

Multas de 42 mdp a gasera: Sener. Por su parte, el secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, detalló que con base en la Ley de Hidrocarburos, la empresa gasera será acreedora a diversas sanciones administrativas, que van desde una multa de entre 75 mil y 300 mil veces el salario mínimo, por lo que tendría que pagar un monto de 42 millones 60 mil pesos, así como la revocación del permiso de distribución de gas LP, lo que afectaría a la planta de la empresa ubicada en la delegación Tláhuac, a la cual se encontraba adscrito el auto-tanque.

Asimismo, expuso: “Por el momento se clausura la sucursal de donde salió la pipa, pero mantenemos un operativo constante en todos los expendios de esta empresa [...]. Actuaremos y sancionaremos conforme a las fallas encontradas”. 
 
 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS