“Ser la "Virgen María" es un orgullo”

Sandra Elisa Perales Balderas, sigue la tradición familiar de ser parte de la Representación de la Semana Santa en Iztapalapa y asegura que ha sido un honor
Para Sandra participar en la Pasión de Cristo es un sueño que tenía desde pequeña, pues año con año su familia seguía la representación (BERENICE FREGOSO. EL UNIVERSAL)
14/04/2017
00:52
Eduardo Hernández
-A +A

[email protected]

Participar en la Representación de la Semana Santa en Iztapalapa se ha convertido en una tradición para la familia de Sandra Elisa Perales Balderas, quien este año interpreta a la Virgen María y asegura que ha sido un honor para su padres y hermanos.

“Es un sueño que tengo desde chiquita. El vivir en Iztapalapa y ser originaria de aquí, seguir la representación año con año me generó mucha emoción, el escuchar los clarines y vivirlo todo como espectador desde chiquita fue una ilusión participar un día en esta representación”, comenta.

Durante años el padre de Sandra ha participado en la tradicional Pasión de Cristo, casi siempre como romano; sus hermanos y hermana también han participado en esta obra que lleva 174 años.

“Mi familia es muy católica por ambas partes, mis abuelos paternos y maternos y mis padres están muy apegados a la iglesia, pero esto va más allá de la religión, mis creencias son muy firmes y eso de la tradición es más por el arraigo a Iztapalapa, y seguir la tradición, la representación año con año no sólo de modo religioso, también es la tradición arraigada del pueblo de los ocho barrios”, explica.

Sandra es estudiante del último semestre de Ingeniería en Geología en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y asegura que los ensayos y participar en la representación de la Semana Santa requirió un poco más de esfuerzo, pero no implicó ningún problema mayor.

“Te necesitas organizar muy bien, este es mi último semestre, estoy trabajando en la tesis; entre semana me dedico a la escuela al 100% y mi vida sigue normal absolutamente; a veces se requieren ciertas cosas en los ensayos, pero es cuestión de organizarse.

“En la universidad sigo en mis clases y hago mis deberes entre semana, los fines de semana me dediqué al 100% al tema la Semana Santa, los ensayos de la preparación, ir a misa y todos los eventos que tuvimos que hacer”, relata.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS