Detienen y liberan a Arne en Guadalajara

El líder del llamado Movimiento Antigandalla transmitió en vivo el retiro que hizo de unos conos instalados en la vía pública por un negocio, así como su posterior detención por policias locales; mas tarde, al ser liberado, afirma que está de maravilla y que cenará pasta
15/02/2017
21:29
Redacción
-A +A

El ex city manager de la Miguel Hidalgo, Arne aus den Ruthen, fue detenido este mediodía por policías de Guadalajara y presentado ante el Ministerio Público acusado de daños a un negocio al que acusó de adueñarse de manera ilegal del espacio público.

Más tarde, el ahora líder del llamado Movimiento Antigandalla fue liberado y en redes sociales señaló sentirse de maravilla y dispuesto a cenar pasta.

Arne aus den Ruthen arribó a un restaurante de la capital de Jalisco donde procedió con otros integrantes de su movimiento a retirar conos que eran utilizados para apartar espacios de estacionamiento en la vía pública.

En Periscope, el ex diputado capitalino acusó al negocio de dañar palmeras al clavarles guías de luces led.

Los objetos fueron entregados a personal del ayuntamiento con el que la organización se coordinaba para realizara estas acciones; sin embargo, personal del restaurante, instruidos por una persona que se identificó telefónicamente como Alonso Ulloa y dijo trabajar en la Fiscalía del Estado, denunció a Aus den Ruhten por supuestamente haber dañado una instalación eléctrica.

Cuando el ex funcionario y sus compañeros se presentaron ante el juzgado municipal para entregar los objetos que quitaron de la vía pública, éste se negó a recibirlos y pidió a los policías coordinarse con el Ministerio Público por la denuncia presentada por el restaurante.

El ex funcionario consideró que la actitud del juez municipal se derivó del influyentismo de quien dio la instrucción de denunciarlo y decidió retirarse del lugar, sin embargo un policía lo fue siguiendo y le solicitó regresar para aclarar “su situación” ante el Ministerio Público.

Aus den Ruhten, quien documentó todo el hecho con una transmisión de Periscope, se negó y siguió caminando hasta una taquería donde se sentó a comer con sus compañeros.

Ahí, un policía de Guadalajara lo arrestó y esposó argumentando que el Ministerio Público le dio la orden vía telefónica; además, dijo el uniformado, nunca se perdió la flagrancia porque un policía lo persiguió durante todo el trayecto.

 

 

Arne aus den Ruthen informó después que fue liberado sin ninguna responsabilidad.

En redes sociales, dijo estar de maravilla y dispuesto a cenar pasta.

 

 

Con información de Raúl Torres

 

crs/ml

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS