Reincidentes en buena hora

A pesar de todo. Tercas como son, y cíclicas, han regresado a nuestras calles las jacarandas. Cada año porfían en su mensaje: se le puede ganar al gris. Les basta el color tan suyo combinado con hartos verdes para darle a la Ciudad una noticia: hay que reclamar, aguantar, tener paciencia, sacar fuerza de donde haya, y hallarla, para no cejar.

La soberanía radica en el pueblo

 

El 31 de enero pasado, 10 asociaciones ciudadanas solicitamos al jefe de Gobierno convocara a plebiscito para la ratificación o negativa de la sociedad capitalina a la nueva Constitución de la CDMX, aprobada por la Asamblea Constituyente.

Ante la respuesta negativa por parte del Gobierno de la Ciudad, el 17 de febrero los representantes de las mismas organizaciones promovimos ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación un Juicio de Protección de los Derechos Políticos Electorales del Ciudadano (JDC).

Transparencia, compromiso con la sociedad

Un conjunto de reformas constitucionales y legales han colocado a la trasparencia en México en uno de los mejores momentos de su historia reciente, pero, también, en un punto de arranque para hacer efectivo el ejercicio, sin discriminación ni restricciones, del derecho de acceso a la información y la consecuente exigencia de una efectiva rendición de cuentas del quehacer gubernamental en todo el país. 
 

Bienvenido a casa, Chicharito

Las burbujas son el preludio de la realidad; antes de reventar, el mundo onírico se instaura y todo es posible. Cuando el equipo sale a las canchas en el este de Londres, el Estadio Olímpico enciende las máquinas de pompas de jabón y el pequeño microcosmos entra en un estado de trance. La clase trabajadora inglesa abre los brazos y entona un himno más bien tierno; “para siempre soplaré burbujas, hermosas burbujas en el aire”.

Inés Chávez García sigue cabalgando

Hace cien años, aquel Atila michoacano que había hecho sus primeras armas bajo el mando de Joaquín Amaro y pretendía ser general villista, como Pedro Zamora, el Atila del Jalisco del Sur, andaba secuestrando, matando, violando, torturando, mutilando, martirizando, quemando vivas a sus víctimas. ¡Ay de los pueblos que pretendían resistirle! Su legión de demonios acababa con ellos; Apatzingán, Cotija, Degollado, Paracho, San José de Gracia, Tacámbaro quedaron parcial o totalmente destruidos.

Catástrofes y calamidades

Aunque la Tierra de hoy es diferente a la de hace uno, dos o más siglos, lo que a ella le pasa, le sucede a sus habitantes —humanos, animales, plantas— y a sus contenidos: agua, aire, tierras. La palabra catástrofe, tal y como lo explica Ernesto Garzón Valdés (Revista Nexos, No. 372, diciembre de 2008), se utiliza para “designar la desgracia, el desastre o la miseria provocadas por causas naturales que escapan al control humano”.

Páginas