Escapa reo de penal de Cieneguillas, Zacatecas, con ayuda de sábanas

En la revisión de la celda, personal del penal observó que los barrotes estaban cortados, presuntamente con una segueta
14/07/2017
17:44
Irma Mejía / Corresponsal
Zacatecas
-A +A

Con sábanas y cobijas que colocó de las bardas perimetrales del penal de Cieneguillas, la madrugada de este viernes un reo logró escapar, burlando la vigilancia de este centro penitenciario.

Autoridades estatales han confirmado que se percataron de su ausencia hasta el pase de lista de esta mañana, que realiza a las 7:30 horas.

Marco Vargas Duarte, vocero de Seguridad del gobierno estatal, informó que el reo, de nombre Natividad Alvarado García, de 37 años, originario de Mapimí, Durango, compurgaba por dos sentencias, una con el proceso penal número 65/2016 con una pena de un año seis meses, y la segunda con número 138/2016, de un año y cuatro meses.

En suma, significaba una prisión preventiva de dos años 10 meses, cuyo reo apenas había ingresado al penal de Cieneguillas en diciembre del año pasado.

Detalló que las autoridades del Centro Regional de Reinserción Social (Cerereso) Varonil de Cieneguillas notificaron sobre dicha fuga.

Agregó que una vez que se dieron cuenta en el pase de lista que no estaba el reo, quien contaba con sentencias condenatorias por el delito de portación de arma de fuego para uso exclusivo del Ejército, Armada y Fuerza Aérea Nacional, se procedió a inspeccionar la celda.

En la revisión, observaron que los barrotes estaban cortados, presuntamente con una segueta, por lo que se realizó una inspección por todo el complejo penitenciario.

Los elementos del penal sólo encontraron unas cobijas que colgaban de la barda perimetral.

Marco Vargas informó que ya se ha emitido una alerta a los estados vecinos, además de iniciar las investigaciones ministeriales por parte de la Procuraduría General de Justicia del Estado.

Esta es la segunda ocasión que se registra una fuga en el penal varonil de Cieneguillas.

Se tiene el antecedente de una fuga masiva de reos en mayo de 2009, cuando 53  presos, sin un solo disparo, fueron liberados por un comando que portaba falsos uniformes de la Policía Federal y patrullas clonadas.
 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS