Sin reglamento, juegos inflables que causaron lesiones a niña en SLP

Fátima salió del coma total y ya habla pero su estado aún se reporta grave; atracción infantil no contaba con medidas de seguridad: Protección Civil
Un torbellino sorpresivo, que pasó por la zona norte de la capital el domingo pasado, arrastró los juegos inflables, lanzando a los menores al suelo (FOTO TOMADA DE VIDEO)
02/06/2017
03:40
Xóchitl Álvarez / Corresponsal
San Luis Potosí.
-A +A

[email protected]

Fátima Monserrat, de 7 años de edad, se encuentra grave en terapia intensiva del Hospital Ángeles, por el golpe que sufrió en la cabeza al caer de un inflable que salió volando de un salón de fiestas por un torbellino sorpresivo el domingo pasado, en la zona norte de la capital.

El neurólogo clínico Humberto González Mercado informó que la niña fue intervenida por presentar un edema cerebral severo, que pone en riesgo su vida, por lo que su pronóstico es incierto. El especialista señaló que su evolución es favorable, pues ya salió del estado de coma total con el que ingresó y ya puede habla y mover brazos y piernas.

El director del hospital privado, Fulvio Poumian Ferro, informó que un equipo médico fungirá como vocero de la familia de la paciente, quienes están enfocados en la recuperación de la niña. Mientras que Karen Valdez, prima de la víctima, señaló que los padres de Monserrat se encuentran muy consternados.

La tarde del domingo, decenas de niños se divertían en el área infantil del salón de fiestas Buonarroti, en la celebración de una boda. Subían, bajaban, corrían y daban vueltas en torno de tres inflables colocados sobre el pasto artificial, cuando un torbellino arrastró los juegos, tirando a los menores al piso. Uno de los inflables se elevó varios metros con Fátima Monserrat adentro, brincó la malla protectora y salió del inmueble hacia el estacionamiento, arrojando a la niña al piso. Cuatro pequeños más se golpearon en el cuerpo y la cabeza, por lo que fueron trasladados en ambulancias a recibir atención médica; otros infantes presentaron raspones, reportó Protección Civil municipal.

La coordinación estatal de Protección Civil señaló que no contaba con la medición de las ráfagas de vientos que se sintieron la tarde del domingo durante el incidente; no obstante, expertos de la unidad municipal analizaron las condiciones climáticas de la tarde del incidente y concluyeron que no se presentaron vientos y que el responsable del accidente fue un torbellino sorpresivo.

El lunes siguiente, en un comunicado, Protección Civil estatal advirtió que el frente frío número 50 que se extiende sobre el norte y noreste del país generaría en San Luis Potosí condiciones de tormenta con posibilidades de vientos fuertes de hasta 60 kilómetros por hora, tolvaneras y torbellinos en la entidad.

Inflables, sin reglamento. El titular de la Unidad Municipal de Protección Civil, Félix Herrera Ortega, informó que se trató de una fiesta de particulares, pero se analiza cualquier responsabilidad en la que pudieran haber incurrido el salón de fiestas y la empresa que rentó los juegos infantiles, pues éstos no estaban debidamente anclados en el piso. Explicó que se investigan las circunstancias del siniestro registrado “por la falta de medidas de seguridad en el funcionamiento de los juegos inflables”.

En las normas municipales, dijo, no se tiene reglamentado el servicio y utilización de juegos inflables, como ocurre cuando se trata de juegos metálicos. La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informó que trabaja en la integración de una carpeta de investigación por las lesiones graves ocasionadas a Fátima Monserrat, dicha querella inició de forma oficiosa por el video difundido en redes sociales que da cuenta del suceso, por lo que recaba los testimonios de familiares de la víctima.

El Ministerio Público estuvo en el Hospital Ángeles de esta capital para certificar las lesiones de la niña y establecer comunicación con sus padres, quienes hasta la tarde de ayer no habían formalizado una denuncia. La PGJE señaló que tiene la facultad para investigar los hechos por el estado crítico de la salud de la menor.

En un comunicado, el titular de Protección Civil municipal señaló que se trabaja en la revisión del reglamento vigente, para dotar de más facultades a la dependencia e intensificar la revisión de juegos inflables en específico, para garantizar la seguridad e integridad los niños.

Agregó que el salón de fiestas cuenta con su programa interno de emergencias, licencia de funcionamiento y un seguro de responsabilidad civil que deberá cubrir a los afectados; “sabemos que se contrató a una tercera empresa que fue la que proporcionó estos servicios y organizó el evento”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS