Indígenas de Chenalhó piden seguridad para regresar a su ejido

El pasado 22 de febrero, cuando partidarios de Rosa Pérez Pérez recuperaron la alcaldía, las familias tuvieron que huir hacia San Cristóbal de las Casas, para refugiarse en el predio Molino de los Arcos
Foto: Especial
19/04/2017
13:22
Fredy Martín Pérez / Corresponsal
San Cristobal de las Casas
-A +A

Un grupo de 241 indígenas que fueron desarraigados de sus hogares el pasados 26 de mayo del 2016, por la confrontación entre militantes del PRIy PVEM pidió que se elaboren las condiciones de seguridad para que pueda regresar al ejido Puebla, del municipio de Chenalhó.

Miguel López Santiz, vocero de las familias, consideró que si el gobierno "no hace su trabajo" para conseguir que se establezcan las condiciones de seguridad para su retorno, entonces emprenderán otras acciones para ser escuchados. 

"Nuevamente tenemos que salir a las calles para poder alzar la voz, para ver si esta vez el gobierno nos escucha y atiende nuestro problema", dijo el vocero de la familias al encabezar una protesta por las calles de la localidad.

Agregó que el 26 de mayo del 2015, cuando Rosa Pérez Pérez, fue obligada a renunciar al cargo, después de que militantes del PRI raptaron al presidente del Congreso, Eduardo Ramírez Aguilar, las 241 personas fueron echadas de la comunidad

En esa ocasión, una niña de 14 años de edad perdió la vida al recibir un disparo de arma de fuego en la cabeza y otro hombre fue asesinado en su vivienda. 
A partir de ese momento, las familias buscaron refugio en la cabecera municipal de Chenalhó, donde vivieron en la Casa de la Cultura. 

El pasado 22 de febrero, cuando partidarios de Rosa Pérez Pérez recuperaron la alcaldía, las familias tuvieron que huir hacia San Cristóbal de las Casas, para refugiarse en el predio Molino de los Arcos. 

Esta mañana, las familias recorrieron calles del centro histórico de la ciudad, para luego establecer momentáneamente un plantón en la plaza central, donde pidieron castigo para los indígenas que los expulsó de su comunidad. 

 

"Queremos retornar a nuestra comunidad pero con las condiciones que garanticen nuestra vida", pidió López Santiz.  

Exhortó al Secretario de Gobierno, Juan Carlos Gómez Aranda a que establezca una mesa de diálogo, con el fin de encontrar solución al problema que "enfrentamos como desplazados internos y se genere las condiciones para nuestro retorno". 

"El próximo mes haremos un año desplazados por lo que creemos que ya es momento de que el Secretario de Gobierno cumpla su obligación como encargado de la política interior del estado de Chiapas. De no ser atendidos continuaremos realizando acciones de protesta", anunció el líder indígena. 

Como consecuencia del conflicto poselectoral, en el municipio de Chenalhó varios indígenas perdieron la vida y 241 se encuentra fuera de sus hogares. 

El conflicto surgió cuando el síndico Miguel Santiz Álvarez, encabezó un movimiento para pedir la renuncia de la alcaldesa Rosa Pérez Pérez del PVEM. 

Hasta el 22 de febrero pasado Miguel Santiz Alvarez se asumía como alcalde de Chenalhó.    

 

iha/cfe

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS