Yunes Linares, PAN y PRD, sin acuerdo para reestructurar créditos

Legisladores en Veracruz se quejaron porque el gobierno del panista Yunes Linares, así como el PAN y PRD, no han podido alcanzar consensos para reestructurar 28 créditos bancarios y bursátiles por un monto de 42 mil mdp
Foto: Archivo/ Cuartoscuro
07/03/2017
16:37
Edgar Ávila / Corresponsal
Veracruz
-A +A

El gobierno del panista Miguel Ángel Yunes Linares y sus aliados las bancadas del PAN y PRD, no han logrado llegar a consensos para reestructurar 28 créditos bancarios y bursátiles contratados por administraciones pasadas por un monto de 42 mil millones de pesos.

Durante sesión de la Diputación Permanente del Congreso, quedó al descubierto la falta de acuerdos con las bancadas del PRI, Morena e Independientes, pues debió decretarse un receso.
Y es que legisladores se quejaron que el dictamen que se retiró de la orden del día de la sesión extraordinaria pasada no se ha modificado y ni siquiera se ha reunido la Comisión de Hacienda del Estado para discutir el tema.
La diputada presidenta de la Mesa Directiva, María Elisa Manterola Sáinz, declaró el receso, sin señalar la hora para continuar con la plenaria pues primero se deben poner de acuerdo sobre el dictamen a fin de decidir convocar a la sesión en que se votará.
La diputada de Morena, Daniela Griego Ceballos, explicó que el dictamen que se retiró de la asamblea del pasado jueves no fue discutido, ni modificado y se pretendía incluir en los mismos términos, con lo cual no estuvieron de acuerdo los diferentes grupos parlamentarios. 
"Tenemos que esperar que se ponga de acuerdo la Junta de Coordinación Política, reanudemos, puede ser hoy o mañana, la sesión de la Diputación Permanente y sobre todo en ese punto (de la deuda), se nos diga si se va a hacer otro dictamen con el presidente de la Comisión de Hacienda, a mí no me han convocado, soy vocal de la Comisión".
Aclaró que no se oponen a la reestructuración por cuestiones políticas, sino porque se generará más deuda con el refinanciamiento.
“Por eso son las prisas, hay una serie de candados que a partir de abril se activarían y dejarían a Veracruz en una situación compleja en término de reestructurar o pedir más crédito; nosotros hemos argumentado por qué no la apoyamos como está y el tema se ha politizado”.
La propuesta de Yunes Linares busca reestructurar, pretende autorizar al Ejecutivo Estatal a llevar a cabo la celebración de una o varias operaciones para refinanciar y/o reestructurar, “las veces que sea necesario”, la deuda directa vigente del estado de Veracruz.
De acuerdo con el Registro Público único de Financiamientos y Obligaciones de Entidades Federativas y Municipios de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, al 31 de diciembre de 2016, Veracruz tiene 21 obligaciones financieras constitutivas de deuda pública que reportan saldo por la cantidad de 41 mil 529 millones de pesos.
Se trata de cinco emisiones bursátiles por más de 12 mil millones de pesos y 16 créditos bancarios por 29 mil millones de pesos con Bajío Crédito, Banobras, Banamex, Multiva, Santander, Inbursa y Interacciones.
Adicionalmente a las 21 obligaciones financieras, el mismo Registro tiene inscritas otras siete operaciones que, si bien no reportan saldos en la columna correspondiente, si implican compromisos contractuales para el Estado de Veracruz por seis mil millones de pesos.
El presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en Veracruz, José Manuel Urreta Ortega, se pronunció en contra de una reestructuración de la deuda a un plazo largo, pues precisó que quienes la pagarán al final serán las familias veracruzanas.
Además, recordó que el PAN se quejaba de que ex gobernadores veracruzanos proponían reestructurar la deuda pública a largos plazos y; sin embargo, resulta que ahora la administración estatal actual pretende alargar el tiempo de los compromisos contraídos con instituciones financieras.
Consideró que el Gobierno del Estado debe encontrar un mecanismo para que la Federación adelante las participaciones que corresponden a Veracruz u otorgue el apoyo financiero necesario para librar la insuficiencia presupuestal.
“El reestructurar la deuda, llevarla a no sé cuántos años, creo que 30, sería estar cayendo más o menos en lo que otros gobernadores hicieron o propusieron y fueron altamente criticados, porque al final de cuentas es una deuda que pagamos todos los veracruzanos, creo que debemos encontrar un mecanismo que sensibilice al Gobierno Federal de que Veracruz necesita apoyo o adelante participaciones”, expresó.
 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS