23 | ABR | 2019
Los deudos, parientes y lugareños, recordaron a las víctimas con una misa oficiada por el obispo coadjutor de San Cristóbal de las Casas, Enrique Díaz Díaz. (Fotos: Especiales)

Conmemoran 18 años de matanza de Acteal

22/12/2015
19:08
Oscar Gutiérrez / Corresponsal
Tuxtla Gutiérrez, Chiapas
-A +A
La organización de la Sociedad Civil Las Abejas aseguró que el “crimen de Estado” continúa impune

En el 18º aniversario conmemorativo de la masacre de Acteal, la organización de la Sociedad Civil Las Abejas aseguró que el “crimen de Estado” continúa impune, y acusó que lejos de que el gobierno investigue a los autores intelectuales del asesinato de los 45 indígenas, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ordenó la excarcelación masiva “de los paramilitares, y al parecer sólo quedan presos dos”.

Los deudos, parientes y lugareños, recordaron a las víctimas con una misa, oficiada por el obispo coadjutor de San Cristóbal de las Casas, Enrique Díaz Díaz, durante la cual el prelado aseveró que en tanto no se cambie “la corrupción, no se transforme el corazón ni cambie el sistema”, seguirán las matanzas como la de Acteal y de Aytozinapa y muchas más, que se encuentran “escondidas” en el anonimato.

Las actividades conmemorativas por los 18 años del asesinato múltiple de Acteal en esa comunidad del municipio de Chenalhó, en los Altos de Chiapas, inició a las 9:00 horas con una marcha realizada en la comunidad vecina Polhó, donde también se escenificó un montaje teatral alusivo al origen de Las Abejas, hace 23 años, el despojo de las tierras y la matanza.

En un comunicado, Las Abejas aseguraron que la justicia “no la dará” el gobierno porque el Estado mexicano emitió la orden “ de masacrar y por lo tanto, no puede ser juez y parte en ese crimen. El sistema de justicia en México está podrido, caduco”, acusó.

Agregaron que la violaciones a derechos humanos en México es “interminable”, y que los “dueños del poder y del dinero” “secuestran” a México para despojarlo de su patrimonio y entregarlo en manos de los “monstruos capitalistas destructores la madre tierra y de la humanidad”.

La organización indígena refrendó su decisión de no aceptar la solución amistosa propuesta por el gobierno mexicano, porque con la sangre de los 45 asesinados “ no se juega”. Sostuvo que nunca cambiarán “la sangre” de los caídos por “migajas” del gobierno”. Nuestra memoria y dignidad no tienen precio, enfatizó.

En la misa, que reunió a unos mil asistentes de comunidades de Chenalhó y de diferentes estados del país y del extranjero, acompañados por sacerdotes de la diócesis de San Cristóbal de las Casas, el obispo Díaz Díaz expuso que la tragedia de Acteal, no fue sólo una masacre vivida hace 18 años, “sino que es actual, dolorosa y de injustica; de reflexión que se hace presente”.

Expresó que no se puede entender la maldad y la perversión en un acto de esa naturaleza, aunque advirtió que lo “más triste” es que no es sólo Acteal, ya que existen “ más masacres” conocidas y ocultas, sepultadas en legalismos, en anonimatos que quisieran pasar inadvertidos.

El obispo dijo que hay quienes quisieran dejar en silencio “estas injusticias y corrupciones”, pero el silencio es complicidad y se requiere hablar, denunciar y actuar con “justicia y verdad”.

“No podemos quedarnos nada más llorando a nuestros muertos ni asumir la mentira de que nada puede cambiar” Acteal, puntualizó Díaz, debe ser un paradigma en “un mundo de corrupción” Tiene que ser señal de que no puede quedarse en “el olvido el crimen y la violencia”.

mvl

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios