No estamos arrodillados ante el crimen: Fiscal de Guerrero

Habla el fiscal de Guerrero, uno de los estados más violentos. Su jefe de seguridad es colombiano
27/07/2015
11:44
EL TIEMPO/ GDA
-A +A

La ciudad de Iguala salió del anonimato el 27 de septiembre del 2014. Ese día, 43 estudiantes desaparecieron.

Tres meses después de estos hechos, Guerrero eligió como su fiscal a Miguel Ángel Godínez Muñoz, un joven abogado de 39 años, ex agente de la Interpol y ex consultor de Naciones Unidas, quien ahora está a cargo de las investigaciones sobre decenas de crímenes, extorsiones y secuestros en esa región, una de las más violentas de México y del mundo.

Godínez estuvo de visita en Colombia y accedió a hablar con EL TIEMPO de la situación de su estado, en donde matan a 14 personas cada 24 horas, y de su país.

¿A qué vino a Colombia?

Estamos padeciendo algo similar a lo que vivió la ciudad de Medellín en los 80 y 90. Después de estudiar varias ciudades, en Israel, Italia y Estados Unidos, la elegimos para saber cómo está combatiendo el delito, evaluar sus avances y saber qué podemos aplicar en Guerrero.

Allí matan a 14 personas cada día, hay cinco carteles del narcotráfico incrustados, secuestran, extorsionan, desaparecen estudiantes. Son índices alarmantes...

En Guerrero tenemos un índice delictivo muy alto. A Acapulco la han calificado como la ciudad más violenta del mundo. Tenemos una tasa de homicidios de 104 personas por cada 100.000 habitantes, secuestros y extorsiones. Pero para eso estamos acá, para frenar esos indicadores, para aprender, llevar tecnología, llevar justicia...

¿Qué carteles operan allí?

El sinaloense, Nuevo Jalisco, los Rojos, la familia Michoacana, los Ardillos, los Guerreros...

¿Ellos son los responsables de todos estos crímenes?

Eso es lo que estamos investigando, si son los responsables de los 30 secuestros que van este año, de las extorsiones y muertes. La mayoría son por ajustes de cuentas entre esas organizaciones. En el tema del secuestro hemos bajado índices con relación al 2014.

¿Hay colombianos involucrados?

En el 2009 hubo capturas de colombianos vinculados al cartel de Sinaloa. En este momento no.

¿Usted cree que ya se estableció realmente quién mató a los 43 estudiantes en Iguala?

Se han detenido a 22 policías, a un jefe de seguridad de Iguala y a otros responsables. Ese caso está a cargo de autoridades nacionales. Pero, sin duda, marcó un precedente.

¿Con la fuga del ‘Chapo’ Guzmán, jefe del cartel de Sinaloa, México perdió la esperanza? Es evidente que hubo complicidad de funcionarios. ¿Ese es un signo de que están arrodillada ante la mafia?

No estamos arrodillados. Venir aquí es un indicador de que estamos trabajando para combatir el crimen. Queremos limpiar la casa.

¿Cómo combatir a la mafia si tiene infiltrados hasta los cuerpos de policía?

En México hay más de 1.250 cuerpos de policía y es necesario una coordinación única para tener control. La Policía de ustedes es reconocida mundialmente por sus resultados. Nos vamos nutridos de información que vamos a analizar. Sin duda, es necesario hacer una depuración.

¿No siente miedo de ejercer el cargo de fiscal en un estado tan violento?

Sentir miedo es natural. Pero tenemos que librar esa lucha por nuestro país. No dormimos, no tenemos vida familiar para lograr que el orden vuelva.

¿Cuántos escoltas tiene?

En México ando con nueve personas, en carros blindados. Y mi jefe de seguridad es un policía (r) de Colombia. Trabajó con los generales Serrano y Naranjo, pero yo no ando armado.

¿Cree que, con el poder que tienen esos carteles, se puedan derrotar?

Tenemos que hacerlo. Es evidente que el brazo de crimen es muy grande y ha tocado a mucha gente, pero es nuestro deber y obligación combatirlos.

¿Qué se lleva de Colombia?

El amor de la policía por su uniforme, tecnología para investigar, la importancia de la academia a la hora de diagnosticar fenómenos y de investigar la criminalidad, y el excelente trabajo de su Fiscalía y su Defensoría del Pueblo.

Las cifras de la violencia en Guerrero

Aunque los índices de violencia han bajado, entre abril y mayo fueron asesinadas 120 personas únicamente en Acapulco, situada en el estado de Guerrero. La fuga reciente del ‘Chapo’ Guzmán, capo de capos de México, hace prever un posible reacomodamiento de bandas, que se reflejaría en estos índices. Hoy hay vigentes 27,660 órdenes de captura y la Fiscalía ha logrado 9,453 sentencias, de las cuales 7,533 han sido condenatorias y 1,920 absolutorias, para una efectividad del 80 por ciento, una positiva labor.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS