Niños que se visten, peinan y hablan como Luis Miguel

Ayer se hizo la primera parte del casting para buscar a El Sol de la infancia
Braulio salió del casting cantando como El Sol; Ilusión . Carlos Moret (abajo) tiene un acento parecido al de Luismi. (CARLOS MEJÍA. EL UNIVERSAL)
02/07/2017
00:04
Janet Mérida
-A +A

[email protected]

Desde la avenida Reforma viene caminando un niño que sabe que las cámaras lo graban. Sonríe y luce su traje y peinado al estilo Luis Miguel. Se llama Carlos Moret. Él, como otros niños, llegó ayer al casting de Gato Grande a través del que decidirán quién interpretará a El Sol en su serie biográfica.

El padre de Carlos, del mismo nombre, es director de cine y series; su hermana también es actriz, así que el pequeño comparte que tiene, a su corta edad, tablas para quedarse con el papel pues sus familiares le han enseñado a perder el miedo a las cámaras y ha tomado clases de actuación.

“Me avisaron que aquí iban a hacer un casting para Luis Miguel y yo dije ¡venga, esta es mi oportunidad!”, platica desenvuelto y confiado, previo al casting que se realizó en la Ciudad de México. “Vi los gestos, algo en lo que me fijé es que casi siempre se hace así”, dice echándose el pelo hacia atrás con las manos. “También pone las manos detrás y abre mucho la boca”, agrega con acento español, pues nació en España pero reside en México.

En la puerta lateral del hotel del casting no hay fila pero entran y salen constantemente niños que también quieren convertirse en Luis Miguel, serie que se distribuirá en Netflix. La mayoría viene acompañado de sus padres y, famosos o no, entran por la misma puerta. Cerca del medio día también llegó Santino, el hijo de los actores Gretell Valdez y Patricio Borghetti. El pequeño estaba acompañado de su mamá, quien recalcó que todo esto es porque Santino quiso hacerlo y no por obligación.

“Nuestra intención no es estresarlo, él quiso venir y por eso madrugamos”. Santino, por su lado, dijo que le gustaba la actuación pero más el canto.

Antes que él, otros pequeños pasaron la “prueba de fuego”, algunos más parecidos a Luis Miguel que otros, algunos con voz grave o aguda pero todos luciendo su carisma ante las cámaras de medios que los captaron en la calle (al salir o ingresar) y antes las cuales hasta cantaron alguno de los tres temas que les pidieron: “Decídete”, “1+1= 2 enamorados” y “Directo al corazón”.

“Me fue muy bien, me gustó mucho esta experiencia, ya había hecho un casting para La Voz Kids en mayo pero quise intentarlo otra vez para poder actuar como Luis Miguel de chiquito. Me sorprende que él pudo desde niño llegar a esos tonos tan altos de voz" platicó Daniel Orlando.

Iker también hizo su casting. Pese a que no vive en la Ciudad de México, llegó acompañado de su papá y salió seguro de haber hecho buen trabajo.

“Mi mamá se negaba a que viniera hasta que me vio cantar y vio que me estaba esforzando, después me dio permiso pero dijo que sería muy duro porque también tendría que estudiar para mis exámenes”, platicó y en efecto, cuando regrese mañana a la escuela, tendrá que aplicarse

Su papá, orgulloso, compartió: “Lo que espero es que se divierta”.

Vestido completamente de dorado, Braulio no sólo platicó sobre cómo le fue sino que bailó y cantó convertido en Luis Miguel por unos minutos.

Al lugar también acudieron Diego Boneta, quien interpretará a Luis Miguel de joven y Carla González, productora de la misma, quien comentó que niños de otros países también aplicarán para el casting.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS