5 Reservas de la Biósfera para enamorarte de México

Mañana es el Día Mundial del Medio Ambiente. Celébralo navegando en kayak o explorando manglares
(Foto: Alan Carranza/ EL UNIVERSAL)
(Foto: Alan Carranza/ EL UNIVERSAL)
04/06/2017
00:00
Samantha Michelle Guzmán
-A +A

El 5 de junio se conmemora el Día Mundial del Medio Ambiente. Es una iniciativa de la ONU, realizada desde 1974. La intención es concientizar a las personas sobre los problemas del medio ambiente, así como su protección. Cada año presenta un tópico distinto. En 2017, el tema es la conexión de las personas con la naturaleza. La idea es darse una oportunidad de pasar tiempo inmerso en ella y apreciarla, como las personas que trabajan directamente con el ecosistema y dependen de él para subsistir.

Creemos que visitar este tipo de regiones es una gran forma de celebrarlo. Para ayudarte a decidir, hicimos una selección con cinco Reservas de la Biósfera en México, que deben estar en la lista de deseos de cualquier viajero.

Sian Ka'an – Quintana Roo
Este sitio es especial. No es casualidad que en 1987, se convirtiera en una de las primeras maravillas catalogadas como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco; fue el pionero en cuanto a naturaleza.

En Sian Ka'an hay un idílico canal de aguas color turquesa, donde puedes flotar y dejarte llevar por la corriente. Es protegido por dos barreras de manglar que alcanzan hasta cinco metros de altura. Se encuentra en Muyil, a 20 minutos de Tulum; es una de las zonas más populares de la reserva.

Antes del chapuzón, completas un pequeño trayecto en lancha o kayak. Volteas hacia todos lados, para que “no se te escape” el avistamiento de ningún animal. En tu camino aparecen garzas, cormoranes y tucanes; 326 tipos de aves viven en la región. El lugar es importante para especies clave como el jaguar, pero en las rutas turísticas es prácticamente imposible verlo. Y aunque en Sian Ka'an está la mayor extensión de hábitat de cocodrilos, te sientes feliz de saber que en este laberinto de manglares, no nadarán a tu alrededor.

El recorrido en Muyil nació en 1986, poco después de que el lugar se designó Reserva de la Biósfera. Con ellos surgió la organización sin fines de lucro Amigos de Sian Ka'an, que buscaba promover la conservación, explica su director, Gonzalo Merediz. Muy pronto, las comunidades locales se unieron al proyecto; ahora ellas están a cargo de los tours. La asociación se ha diversificado y actualmente trabaja en todo el estado, apoyando el turismo sustentable. Ha recibido varios reconocimientos nacionales e internacionales.

A la reserva pertenece parte del Sistema Arrecifal Mesoamericano, el segundo mayor conjunto de arrecifes en el mundo.

Además de Muyil, hay otra zona turística en Sian Ka'an: Punta Allen. Está ubicada a hora y media desde Tulum. En ésta puedes sacar tu lado aventurero. Muy temprano, sales a explorar en bici sus senderos cercanos a la playa, entre palmeras y vegetación exuberante propia de la selva. Más tarde, una lancha te lleva en busca de delfines en su estado salvaje. Y no pierdes la oportunidad de nadar en sus aguas cristalinas y practicar esnórquel.

Las localidades que rodean la reserva trabajan mostrando el escenario natural a los turistas, así como un poco de su cultura. En algunas, los pobladores te permiten probar su cocina típica, que consta principalmente de platillos yucatecos, como relleno negro y papadzules; de julio a febrero preparan langosta. Hacen demostraciones sobre la elaboración de chicle en la zona, la creación de artesanías en madera o bordados. También ofrecen hospedaje en cabañas.

Lo mejor es contratar los recorridos directamente con ellos. De esta manera, los ingresos se destinan a la comunidad y la conservación de Sian Ka’an.

Consulta la información sobre todos los touroperadores en este sitio web: mayakaan.travel

Mariposa monarca – Michoacán
Los purépechas creían que las mariposas monarca eran el alma de los muertos, ya que parecían predecir la llegada de las fiestas dedicadas a ellos, durante los primeros días de noviembre.

En realidad son unas grandes viajeras, pues llegan desde Canadá para hibernar en esta reserva, compartida entre Michoacán y el Estado de México.

La visita de millones de mariposas otorga a la región, en la Sierra Madre Oriental, un otoño único: no son las hojas las que brindan el color naranja a los pinos y oyameles, sino las alas de millones de insectos. A veces se reúnen tantas en una sola rama, que tienen el poder de doblarla. Su estadía se extiende mientras hibernan en invierno y parten de nuevo en marzo. Solo son capaces de estar en la reserva una vez antes de morir, pues su ciclo de vida dura unos cuantos meses.

Al igual que Sian Ka'an, está catalogada como Reserva de la Biósfera y Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. En Michoacán, existen dos santuarios para conocer la especie: El Rosario (municipio de Ocampo) y Sierra Chincua (Angangueo).

Hay touroperadores, como TTM Tours, que organizan recorridos para verlas. Costo: 700 pesos. www.ttmtoursmichoacan.com

Pantanos de Centla – Tabasco
No importa lo que diga el cine de terror: los pantanos son mucho más fascinantes que aterradores. Y este es el mejor lugar para quitarte el prejuicio. Se localiza al norte del estado, abarcando los municipios de Centla, Jonuta y Macuspana. En su territorio habitan 68 especies de reptiles, así como 255 tipos de aves. Además, no hay otra área más grande de humedales en Norteamérica.

Varias cooperativas locales se han unido para crear servicios turísticos y tienen su propio centro de interpretación: la Casa del Agua, situada en plena reserva. De hecho, aquí comienza tu aventura en este reino de cocodrilos. Ahí te explican la importancia del lugar y por qué se encuentra resguardada.

Luego viene lo más emocionante. Se llevan a cabo recorridos en lancha entre los manglares y espejos de agua. Debes llevar tu cámara, porque se hace un pequeño safari fotográfico. En el camino no solo aparecen los temibles reptiles, sino garzas negras, halcones y el águila caracolera. En la zona protegida también vive la cigüeña jabirú, el ave más grande en nuestro país.

A la hora de la comida, prueba los pescados y mariscos típicos de Centla. Entre lo más popular, está el ceviche de frontera, que lleva aceitunas y mayonesa.

Puedes acampar en la reserva, muy cerca de La Casa del Agua. Hay touroperadores que tienen convenio con las comunidades. Una de ellas es Jungla Experience.

Recorrido por Pantanos de Centla desde 980 pesos por persona.
www.junglaexperience.com

Huatulco – Oaxaca

Olvídate del surf y el nudismo. Eso sí, las playas desiertas de agua cristalina y arena doradita están garantizadas. Las costas pertenecientes a la reserva no tienen complejos hoteleros o mucho turismo, pero algunas de ellas ofrecen actividades para toda la familia.

Es reconocida como Parque Nacional por la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas y la Unesco la nombró Reserva de la Biósfera. Fue elegida por su diversidad. Hay aproximadamente 146 especies de flora y fauna protegidas y su arrecife es uno de los más importantes en el Pacífico. Sus bahías están rodeadas de acantilados y selva.

A la mayoría de sus playas se accede por agua. Entre ellas Bahía Cacaluta, que se distingue por su belleza; tiene tonos esmeralda. En la playa El Órgano, tienes la oportunidad de acercarte a su vida submarina y puedes llegar caminando. Con equipo de esnórquel, encuentras tortugas marinas, rayas y uno que otro pez cirujano (como Dory, de Buscando a Nemo). También puedes remar en mar abierto y admirar las formaciones de roca desde las olas. Aunque es posible ir en cualquier época del año, durante verano es cuando la vegetación alcanza su tonalidad más intensa.

Oaxaca Expediciones lleva a cabo tours para esnorquelear. Costo: 500 pesos. www.oaxacaexpediciones.com

Chamela-Cuixmala - Jalisco
Destaca porque su principal escenario son los bosques tropicales. Este tipo de ecosistema se caracteriza por su alta tasa de degradación; por esta razón es tan importante conservarla. Por supuesto, las costas prácticamente vírgenes contribuyen a que la vista sea increíble. Animales como el jaguar, puma y el ocelote viven aquí. También hay más de mil 100 especies de reptiles y 270 de aves, de las cuales 22 son endémicas de nuestro país. La UNAM posee una estación de biología en la región de Chamela, donde se realizan estudios.

El turismo es prácticamente inexistente dentro de la reserva. Sin embargo, en las afueras existe un hotel de lujo que te hace sentir como si durmieras en la naturaleza. Se trata de Cuixmala, que cuenta con suites rodeadas de vegetación. Su playa es tan tranquila que te da la sensación de ser su dueño absoluto. Dentro de la propiedad hay varias rutas para practicar senderismo y andar en bici. También se ofrecen paseos a caballo y, desde julio hasta abril, puedes participar en la liberación de tortugas en el mar.
cuixmala.com

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS