Tenista francés Maxime Hamou acosa a periodista y lo echan de Roland Garros

El francés, que ya había perdido con Pablo Cuevas, se excedió en una entrevista, quiso abrazar y besar a la periodista y la reacción de la Federación Francesa fue inmediata
30/05/2017
14:42
París
-A +A

El tenista francés Maxime Hamou ha sido expulsado de Roland Garros por su "comportamiento inadecuado" con una periodista en el transcurso de una entrevista, informó hoy la Federación Francesa de Tenis (FFT).

Hamou, de 21 años y 282 del mundo, había entrado en el cuadro final del torneo a través de la fase previa, aunque había perdido en primera ronda contra el uruguayo Pablo Cuevas.
Durante una entrevista, el tenista echó un brazo por un hombro de la periodista de Eurosport y comenzó a besarle el cuello, impidiendo que ella se zafara del acoso, grabado por las cámaras.

El presidente de la FFT, Bernard Giudicelli, ha pedido que se investigue "el comportamiento impropio" del tenista.

Eurosport pidió disculpas por las imágenes, emitidas en directo, y lamentó la situación.

El entrenador del tenista, Martin Vaisse, aseguró que "con 21 años se comenten muchas tonterías" pero que "hay que saber cuando hay que parar de hacerlas". "Es algo que tengo que trabajar mucho con él"

 

La situación puso muy incómoda a Thomas, que no podía salir de su asombro, aunque trataba de sobrellevar el mal momento de la mejor manera, acaso imaginando que el profesional modificaría su actitud. Nada de eso sucedió: Hamou reincidió. Una conducta inapropiada y llamativa.

En medio de las risas desde estudios, inexplicables por cierto más allá de la sorpresa generalizada por el caso, se puso fin a la entrevista por motivos de fuerza mayor. Hamou nunca recapacitó ni depuso su actitud. Lo tomó como algo normal.

El hecho mereció el repudio, causó un gran revuelo en las redes sociales y los programas televisivos. Hasta la propia Thomas lo calificó de "grosero". Y la reacción de la Federación Francesa de Tenis fue inmediata: le retiró la credencial. Final de sus andanzas, aunque no exento del ridículo.

 

Con información de La Nación, de Argentina / GDA

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS