Marcada diferencia entre Tri y Jamaica

Aunque las nóminas no juegan, México supera por mucho a los ‘Reggae Boyz’
La desigualdad entre los porteros Guillermo Ochoa y Ryan Thompson es abismal (ETZEL ESPINOSA)
25/07/2015
01:09
Édgar Luna Cruz
-A +A

[email protected]

Filadelfia.— Lo que vale es lo que suceda dentro de la cancha, lo que hagan los 22 jugadores a la hora de encontrarse con la pelota y pelear por llevarla a la portería contraria.

Pero dentro de la globalización en la que vive el futbol, hay precio, y los pecios marcan diferencia y las diferencias que hay entre los futbolistas de las selecciones de México y Jamaica son significativas y escandalosas. Un escándalo de 55 millones de dólares.

Línea por línea. Desde el portero hasta los delanteros que jugaron las semifinales por ambos equipos, el Tri le saca marcada disparidad a los jamaicanos, cuyos seleccionados, titulares, en su totalidad juegan fuera de su país; en tanto que los mexicanos de once, cuatro juegan en la Liga Mexicana.

Aun así, hay de Ligas a Ligas. Todos los futbolistas de México actúan en la primera división de los países donde radican. Los caribeños en cambio, actúan hasta en la tercera división de algunos campeonatos.

Y es que en la cancha los números no juegan, sólo los que traen los jugadores en la espalda, pero fuera de ella, llaman mucho la atención.

En la primera línea, la portería, Memo Ochoa se lleva de calle a Ryan Thompson, y es que el caribeño juega en la Segunda División de Estados Unidos, mientras que el mexicano en la primera de España, donde es suplente. Ochoa gana 5.2 millones de dólares.

La zaga también se encuentra dominada por los mexicanos, a pesar de que tres de los cuatro de Jamaica juegan en Inglaterra, dos en Premier League, y otro en la Segunda División. La defensa de cinco de México está dominada por tres futbolistas que juegan en la Liga nacional, aún así ganan por 9.2 millones de billetes verdes.

La línea en donde más marcada es la diferencia es en la media cancha, y paradójicamente ahí juegan, nominalmente, sólo tres futbolistas mexicanos, por cuatro de Jamaica.

La suma del costo de las cartas de los caribeños es apenas de 3.6 millones de dólares, en tanto que con México es de 32.7. Haciendo cuentas los del Tri se la llevan por 29.1 millones.

En la delantera, los atacantes jamaicanos que juegan en la MLS y en Inglaterra, apenas valen juntos 1.9 millones. Los mexicanos 14.2, tomando en cuenta a Gio que ya es del futbol estadounidense y Peralta, de la liga local. La diferencia que hay entre líneas marca una clara tendencia hacia el equipo que dirige Miguel Herrera. Si esto definiera todo, el juego por la Copa de Oro ya no se tenía que jugar, pero… “vamos a jugar”, dice el alemán Schafer y que al final dinero, no se nota en el terreno de juego.

INFORMACIÓN RELACIONADA

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS