Se encuentra usted aquí

Chapuzón coordinado

En el mar la vida es más sabrosa. Y con las piezas de 98 Coast Av., padres e hijos serán los amos indiscutibles de la playa
19/06/2015
18:13
Bernardo Hernández
-A +A
Lo que hasta hace unos años se consideraba un tanto cursi, hoy es una tendencia al alza. Coordinar las prendas de los padres y los hijos siempre ha sido un tema delicado, pues no suele ser del todo congruente; sin embargo, cuando de trajes de baño se trata, el asunto da un giro favorable. La firma 98 Coast Av. –enfocada al diseño de trajes de baño para adultos y niños, confeccionados en México con tela importada– surgió en 2011 como la iniciativa de un grupo de apasionados de la moda que deseaban ofrecer productos de alta calidad a un menor costo que la competencia. 
 
Además de los trajes de baño, la marca ha incursionado en la venta de complementos como gafas oscuras, alpargatas y camisas de lino, adentrándose también en el mercado femenino con accesorios para mujeres y trajes de baño para niñas. Este sello mexicano ofrece un estilo de vida basado en el concepto de padres e hijos que comparten gráficos, estilos y diseños, subrayando los valores de los hombres que gustan de la moda, la calidad y la originalidad.
 
Lo que se desea es reflejar el sentido de pertenencia que un hijo busca establecer con su padre a través del uso de bañadores combinados, siempre con colores alegres y brillantes, así como texturas que aporten diversión a un día soleado. Un equipo conformado por diseñadores de moda, gráficos e industriales crea una experiencia completa que va desde los puntos de venta hasta el producto final. Se trata de una marca inspiracional que trabaja para estar al alcance de un mercado más amplio, ofreciendo creaciones con una excelente relación calidad-precio. La marca ha sido un boom en varios lugares donde la moda playera es fundamental. Puerto Banús, Colombia y Miami son sólo tres ejemplos de la presencia de este nombre en las mejores playas del mundo y en los destinos más visitados. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS