"Nunca quise ser escritora como mis padres": Sophie Auster

La artista estadounidense realiza una gira para reivindicarse como músico con voz propia, más allá de la etiqueta de "hija de Paul Auster"
Foto: AFP
28/03/2017
11:26
Madrid
-A +A

La artista estadounidense Sophie Auster se encuentra de gira por España para presentar Next Time, su tercer LP, un homenaje a los grupos de chicas de los 60, Peggy Lee y el "soul" de los 70 y otra oportunidad de reivindicarse como músico con una voz propia, más allá de la etiqueta de "hija de Paul Auster".

"La literatura obviamente es muy importante para mí, porque crecí leyendo mucho y mi amor por la poesía ha condicionado lo que digo y cómo lo digo, pero creo que nunca quise ser escritora como mis padres. Si acabé haciendo letras, fue por la música", señala en una entrevista, a unas pocas horas de su desembarco en Madrid.

Durante la misma reconoce que, aunque en algún momento dudó si utilizar otro nombre artístico, su filiación habría salido a la luz tarde o temprano y subraya que ser la hija del autor de El palacio de la luna y Brooklyn Follies "no ha tenido ningún efecto" en el desarrollo de su carrera musical.

En esa línea, Auster (Nueva York, 1987) lamenta "las ciento y pico veces" que le han preguntado si siente una responsabilidad especial de mantener el listón marcado por sus padres (su madre es la escritora Siri Hustvedt).

Artículo

Paul Auster compartirá escenario con su hija Sophie y el mago David Blaine

El espectáculo estará el 21 de febrero en el Knight Concert Hall del Adrienne Arsht Center de Miami
Paul Auster compartirá escenario con su hija Sophie y el mago David BlainePaul Auster compartirá escenario con su hija Sophie y el mago David Blaine

"Tener unos modelos así resulta inspirador, pero vivimos en mundos completamente diferentes", afirma esta compositora e intérprete que comenzó su carrera con un disco publicado cuando tenía 18 años (aunque lo grabó a los 16), en el que musicaba poemas de gente como Tristan Tzara o Guillaume Apollinaire.

Ante su impresionante bagaje intelectual, precisa que sus canciones "no tienen que versar siempre sobre cosas serias"; a veces recrean un simple sentimiento y para esta también actriz ocasional (ha participado, por ejemplo, en el film Lulu on the bridge y en la serie Mozart in the Jungle) esa capacidad de contagio impulsa cómo interpreta sus temas.

"El mejor ejemplo en el que puedo pensar es en aquel discurso que Melania Trump robó de Michelle Obama durante la campaña electoral de EU. Lo que decía no provocaba ningún efecto. Sin embargo, el de Michelle fue un discurso muy carismático y vivaz, hasta el punto de que la palabra más trivial cobraba importancia", destaca.

Quienes la han escuchado en directo hablan, sobre todo, de su elegancia. "Para mí, lo más emocionante es actuar, más que grabar en el estudio, porque allí soy muy crítica. En el escenario solo se tiene una oportunidad de dar lo mejor de uno mismo y el intercambio de energía con el público es increíble", señala.

En esta visita a España presentará Next Time, un álbum pendiente de publicación en el que "han aflorado" aquellas canciones de los años sesenta y setenta que escuchaba durante su infancia.

"Pasé dos años escribiéndolo en Nueva York y viajé a Suecia para la grabación y los arreglos. Encontré muy inspirador salir de mi entorno, sobre todo porque siempre había trabajado presionada por los horarios de los estudios; esta vez el estudio se encontraba en la casa en la que nos alojábamos y podíamos acudir a él 24 horas al día, cuando nos sentíamos motivados", explica. 

nrv

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS