Llega al país 'Condorito' a la mexicana

La tira cómica chilena comenzará a circular la próxima semana en un formato de libro de 64 páginas. El editor para México habla de la publicación
Alejandro Flores Pinto es el editor en México de la revista Condorito y de su adaptación al vocabulario mexicano (LUIS CORTES. EL UNIVERSAL)
28/10/2016
00:20
Yanet Aguilar Sosa
-A +A

[email protected]

Condorito, la tira cómica chilena creada por el dibujante Pepo, que comenzó a publicarse el 6 de agosto de 1949 en la revista Okay, sigue siendo todo un suceso a sus 67 años de vida. No sólo se reproduce en más de un centenar de países de América, Europa y Asía, además vende millones de libros y revistas en Sudamérica. Ahora esa historieta, que cuenta con alrededor de 50 personajes, tiene casa en nuestro país y se mexicaniza.

La tira, que está construida alrededor de Condorito, un cóndor pobre, símbolo de Chile, se caracteriza por desarrollar chistes cortos que siempre concluyen con la onomatopeya “¡Plop!” y con los personajes cayéndose de espalda. El personaje es un objeto de culto tanto en Chile como en varios países de Sudamérica y ahora retornará a México con portadas y un lenguaje específicamente pensado para nuestro país.

Se trata de una edición mensual con formato de libro de 64 páginas que se producirá y publicará en México, que tendrá una oficina en nuestro país y un editor y guionista exclusivamente para México. La iniciativa de la editorial chilena Origo ha comenzado a circular en las principales cadenas libreras del país y pretende llegar pronto a los quioscos de publicaciones periódicas.

Alejandro Flores Pinto, guionista, escritor y editor chileno radicado en México desde hace varios años, será el encargado no sólo de seguir haciendo chistes y guiones para las varias publicaciones que cada año lanzan al mercado sudamericano tres empresas chilenas: Televisa, Work Editions y Origo; ahora además tiene a su cargo la edición mexicana y el cambio del lenguaje para los lectores de nuestro país.

“Condorito se ha arraigado bien en el pueblo mexicano porque la base de Condorito es un hombre muy modesto, que llegó a vivir en la ciudad, ahí vive en una casita medio pobre y eso lo reconocen los sectores más pobres de los diferentes países. Últimamente, sobre todo Televisa Chile, ha querido hacerlo más como de clase media, con su televisor y sus cosas, pero originalmente Condorito vivía en una chocita, de una sola pieza, las cobijas están parchadas, se alumbra con una vela, una persona muy pobre”, afirma Flores Pinto.

Aunque se ha distribuido en México en varios momentos de su historia, Condorito ha encontrado en México su nueva casa y ya hay tres números hechos con lenguaje y portada especial para nuestro país. Así, el primer número que ha comenzado a circular tiene a Condorito vestido de charro y recibiendo entre un campo de maíz a un gringo indocumentado que llega a trabajar al campo mexicano.

El segundo número, que aparecerá en noviembre, tiene en la portada a Condorito sobre el pancracio en medio de un combate de lucha libre; mientras que el tercer número, que saldrá en diciembre, muestra el Paseo de la Reforma con el Ángel de la Independencia de fondo.

“Condorito llegó a México en los años 70, tuvo bastante éxito, todos reconocen a los personajes, cuando preguntas por él, dicen: ¡claro! Recuerdan a los personajes, alguna anécdota. Si son muy jóvenes, dicen: ‘Mi papá lo compraba’. Condorito tuvo bastante éxito en México y la editorial Origo se fijó que cuando traía los libros a la Feria Internacional del Libro de Guadalajara a la gente le interesaba mucho”, cuenta Flores.

El editor añade que en alguna época las historietas ya se habían mexicanizado, había una señora que traducía el lenguaje de Condorito al lenguaje mexicano. “Hoy ya los guionistas de Condorito no deben utilizar vocabulario chileno, sino deben usar un lenguaje internacional”, dice.

Las gracias del condor. El editor asegura que esta tira cómica se basa en chistes cortos pero muy variados, donde se puede ver tanto a un Condorito muy pobre que pide limosna, como a un Condorito que aparece de empleado, de industrial y hasta de magnate.

“Pero la esencia era una persona pobre que llegó del campo a la ciudad y por eso tiene los pantalones rotos y anda con esas ojotas, esas sandalias de los campesinos. Condorito representa al campesino que llega a la ciudad en una época en la que había mucha migración, los años 30, 40. Pero con el tiempo, Condorito se va transformando en diferentes cosas, en la gran mayoría de los primeros chistes aparece como el campesino con el canastito y cargando una gallina bajo el brazo, pero 99% de los chistes no son de eso”, dice Alejandro Flores.

La tira cómica es considerada un objeto de culto y su caso es único en el sentido de que ha sobrevivido con publicaciones periódicas, contrario a otros personajes que han desaparecido o que aparecen sólo en libros de recopilación de chistes antiguos.

“No creo que Condorito tenga un rival así, incluso en octubre del próximo año está programado el lanzamiento de Condorito en 3D, que está hecha con gente de varios países”, afirma Alejandro Flores Pinto.

El editor mexicano de Condorito tendrá además a su cargo las ideas de las portadas mexicanas. Ya tiene bosquejadas las ideas de las portadas de enero, que será la partida de la Rosca de Reyes; y para febrero, el día del amor y la amistad, allí tendrá a Condorito y a Yayita, su novia, trepados en una trajinera; también es posible que los ponga haciéndose una foto frente a la Diana Cazadora.

Ese pájaro andino que ama a Yayita, que es odiado por sus suegros, que tiene un sobrino llamado Coné y que Pepo, su progenitor, quien murió en 2000, lo rodeó de varios personajes como Máximo Tacaño, Don Chuma, Ungenio y Pepe Cortisona, aparecerá todos los meses en librerías con nuevas historias a un precio de $140 mexicanos.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS