Autenticidad de dos cuadros empaña exposición renacentista

Las obras fechadas entre finales del siglo XVI e inicios del XVII, adjudicadas a un pintor holandés no identificado, no han convencido a todos los académicos
Foto: EFE
24/02/2017
12:24
Lisboa
-A +A

Las dudas sobre la autenticidad de dos cuadros renacentistas han empañado una exposición que abre hoy al público en el Museo Nacional de Arte Antiguo de Lisboa (MNAA) y que, antes de su apertura, ha provocado un enfrentamiento entre académicos en la que ha intervenido hasta el ministro de Cultura.

El debate ha caldeado la apertura de la muestra La ciudad global. Lisboa en el Renacimiento, organizada por las comisarias Annemarie Jordan Gschwend y Kate Lowe en el Museo Nacional de Arte Antiguo.

Para esta exposición, ambas historiadoras británicas han recopilado objetos que buscan "reconstruir el corazón de la ciudad más global de Europa en el Renacimiento", como se explica en la introducción de la muestra, compuesta por unas 250 piezas, dos de las cuales no convencen a todos los académicos.

Se trata de las pinturas "A Rua Nova dos Mercadores" -dividida en dos cuadros que son el centro de la exposición e inéditos en Portugal- y "O Chafariz D'El Rei", ambas representaciones de la capital lusa adjudicadas a un pintor holandés no identificado y fechadas entre finales del siglo XVI y principios del XVII.

Artículo

Expertos ponen en duda autenticidad de 12 Pollocks

Expertos hallaron en la obras el amarillo PY74, un color que no se fabricaba antes de la muerte del pintor
Expertos ponen en duda autenticidad de 12 PollocksExpertos ponen en duda autenticidad de 12 Pollocks

Pero para algunos historiadores, esto no está demostrado. El primero en abrir fuego fue Diogo Ramada Curto, quien argumentó sus dudas en un ensayo publicado en el semanario Expresso el pasado sábado.

Ramada Curto sostiene que no hay datos para establecer la procedencia de ambas pinturas ni, por extensión, su datación. "O Chafariz D'El Rei", apunta, ha sido puesto en duda por expertos al considerar que el vestuario de algunos personajes y el estado "impecable" del cuadro, "sin mostrar haber sido repintado", situaba su creación en el siglo XX.

Mientras, sobre "A Rua Nova dos Mercadores", que representa la calle comercial más importante de Lisboa en esa época, desaparecida con el terremoto de 1755, reconoce que el asunto "es más complicado" pero, aún así, a su juicio no es concluyente la versión de las comisarias para situar esta obra como renacentista.

El ensayo de Ramada Curto abrió un debate que siguió João Alves Dias, otro prestigioso historiador que aseguró al mismo medio que la pintura es "un cuadro realizado en el siglo XX para imitar el pasado", en tanto que Hugo Crespo, del Centro de Historia de la Facultad de Letras de la Universidad de Lisboa, lo defiende.

Crespo dice en una airada respuesta publicada en la prensa lusa que el juicio de Curto es "anacrónico" y en él muestra "su incompetencia en materias de Historia del Arte", en tanto que es "una idea absurda" pensar que se trate de una falsificación.

Artículo

James Martin, del FBI a investigador científico de Sotheby's

La casa de subastas compró la empresa Orion Analytical para crear un Departamento de Investigaciones Científicas
James Martin, del FBI a investigador científico de Sotheby's James Martin, del FBI a investigador científico de Sotheby's

Para poner fin a la cascada de tribunas beligerantes, el ministro de Cultura, Luís Filipe Castro Mendes, intervino con una solución definitiva: analizar en un laboratorio la datación de las obras.

"Creo que la prueba de laboratorio será decisiva", dijo a la cadena de televisión SIC, a la que confesó estar asistiendo "con pasión e interés" al debate abierto por la muestra.

No obstante, puntualizó, la exposición "muestra 250 piezas" y los dos cuadros "no la ponen en cuestión", aunque a su pesar la duda se ha convertido en el centro de atención.

Prueba de ello fue la rueda de prensa realizada en la víspera de la apertura oficial, que estuvo trufada de preguntas sobre el caso, ante el cual el director del museo, António Filipe Pimentel, se dice "tranquilo" sobre la autenticidad de las pinturas.

"No fueron hechas en el siglo XIX o XX", dijo a periodistas tras la ronda de preguntas, para enfatizar después que "es necesario saber si es posible hacer análisis más profundos, y también si los propietarios (de los cuadros) autorizan ese peritaje".

Artículo

Timan con venta de obras falsas en tianguis del país

Piezas apócrifas de Marín, Kahlo, Botero y Carrington se ofrecen en la Zona Rosa y La Lagunilla en hasta 30 mil pesos
Timan con venta de obras falsas en tianguis del paísTiman con venta de obras falsas en tianguis del país

El MNAA emitió el mismo día un largo comunicado en el que hacen referencia a artículos científicos publicados en The British Art Journal que avalan la autenticidad de las obras, que ya tenían dueño en el siglo XIX.

Entre las 250 piezas de la muestra hay préstamos de El Prado o el Museo Británico, además de aportaciones de colecciones privadas e instituciones portuguesas, que podrán verse hasta el próximo 9 de abril. 

nrv

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS

NOTICIAS DEL DÍA