"Conjuro contra Trump" sorprende en Alemania

El colectivo mexicano Orgy Punk elaboró un conjuro contra el presidente de Estados Unidos, que incluyó fuego, un corazón de animal al rojo vivo y fuegos pirotécnicos
FOTO: Facebook/Kampnagel.de
08/03/2017
12:25
Notimex
Hamburgo
-A +A

El festival Kontext Mexiko (Contexto México) en esta ciudad presentó seis puestas en escena de artistas independientes mexicanos que sorprendieron y cautivaron a un público alemán.

Entre las producciones independientes en el teatro de artes escénicas Kampnagel, los mexicanos presentaron "Un conjuro contra Trump" de Orgy Punk, el teatro conceptual de Shanti Vera, y la transformación a "muxe" (mujer en zapoteco) del oaxaqueño Lukas Avendaño.

El festival mexicano que concluyó el fin de semana sorprendió con la puesta en escena de Orgy Punk, quien vestido de la Santa Muerte elaboró un conjuro contra Trump que incluyó fuego, un corazón de animal al rojo vivo y fuegos pirotécnicos.

"Soy artista y soy activista y tengo mis creencias espirituales. Con el tiempo el arte y el activismo se juntaron sin que yo me diera cuenta y mis piezas comenzaron a ser mucho más políticas".

Agregó que amigos y familiares de él han sido perjudicados por las políticas de Trump en Estados Unidos y por ello decidió hacer un hechizo contra el presidente, amarrarlo con un corazón de buey y enterrarlo con tierra de panteón, mientras el artista sufría con alfileres atravesados en la piel.

Artículo

NY: Cierran museos y galerías en protesta contra Donald Trump

Para expresar desacuerdo con el presidente entrante de Estados Unidos, artistas y galerías se unieron para realizar actividades alternas o cerrar sus puertas
NY: Cierran museos y galerías en protesta contra Donald TrumpNY: Cierran museos y galerías en protesta contra Donald Trump

El festival que forma parte del Año de México en Alemania, contó con el espacio Mexican Spirit (Espíritu Mexicano) que fue curado por la coreógrafa Yolanda Gutiérrez, quien se inspiró en la alegoría tradicional mexicana para intervenir el espacio cultural.

Como parte del festival, la comunidad mexicana-alemana rompió una piñata de Trump como "símbolo del enojo que sienten ya no solo los mexicanos, sino también en Europa hacia una figura que representa la homofobia, el odio a los migrantes, contra la diversidad genérica y cultural", señaló la coreógrafa mexicana.

En un ring (cuadrilatero) central que emula el de la lucha libre mexicana se presentaron espectáculos y varios paneles de discusión, entre ellos uno a cargo de la periodista de investigación Anabel Hernández.

Hernández presentó su nuevo libro La verdadera noche de Iguala que narra su propia versión de los 43 estudiantes de la escuela rural de Ayotzinapa, Guerrero, desaparecidos el 26 de septiembre de 2014.

El joven cineasta mexicano, Emilio Braojos Fuertes, de 17 años de edad, inauguró el festival con el estreno mundial del cortometraje “Viviendo aquí” que es una historia de ficción que refleja la realidad de las personas desaparecidas en México.

Por su parte Lukas Avendaño presentó una adaptación del texto original de Felipe Osornio "Pensamiento Puñal" que es una reflexión y a la vez una protesta contra la discriminación a la comunidad gay.

no_soy_persona_soy_mariposa.jpg

El artista oaxaqueño, que estudió antropología social, danza contemporánea y coreografía dijo en entrevista con Notimex que su performance "No soy persona. Soy Mariposa" trata de romper fronteras sexuales y políticas.

"Mariposa se usa como sinónimo de maricón. Entonces yo dije, si toda la gente sin importar cuál es su preferencia o su práctica sexual afectiva por ese derecho de libre tránsito se reconoce como mariposa, la mariposa va a perder ese connotación peyorativa".

Vestido de mariposa monarca y prácticamente desnudo, el bailarín que reside en Tehuantepec Oaxaca, fue uno de los favoritos del festival, por su fuerza escénica, su mensaje político y su propuesta utópica.

Los espectadores aplaudieron de pie a Avendaño mientras que los comentarios hacia Orgy Punk fueron "genial", "fantástico" y "surrealista".

Otra de las puestas en escena fue "Habitante", del director chiapaneco Shanti Vera, quien presenta una propuesta abstracta que refleja el caos social y la caída en picada.

"Queríamos hablar de México pero no de una manera lineal, sino abstraer del contexto ciertas energías para relacionarnos con el espectador (...) Consideramos importante desjerarquizar la escena", dijo.

El festival cerró con broche de oro con un segundo performance de Lukas Avendaño y su transformación de hombre a "muxe" (hombres zapotecas que se visten de mujer) en "Réquiem para un Alcaraván".

 

sc

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS