Sí pueden haber rápidas respuestas en el INAH

Crimen y castigo
(FOTO: TWITTER @MetroCDMX)
03/07/2017
00:22
-A +A

Sí pueden haber rápidas respuestas en el INAH

Confirmamos el dato: el INAH sí es rápido y veloz para subirse a las notas virales y, mejor aún, ¡para armar chistes cuando se necesita! Y es que hace unos días, cuando el Sistema de Transporte Metro publicó en Twitter la fotografía de un “águila”, en la cuenta oficial de Antropología e Historia se escribió el tuit: “Confirmamos el dato. El águila (que por cierto era un halcón) sobre el @MetroCDMX Nopalera es la señal sagrada, por si dudaban de vivir en la Gran Tenochtitlan”. Aunque una duda queda, ¿por qué no se aparecen con la misma agilidad cuando arqueólogos recuperan vestigios de la antigua plaza de Ehécatl a un costado del Metro Pino Suárez o cuando se arma un relajo por la construcción de una línea del Metrobús en una importantísima zona de la Ciudad de México? Esperamos que del tuit evolucionen al meme, luego a los comunicados y finalmente a la atención a medios y se logre estar a la altura de la gran Tenochtitlan y reinos circunvecinos.
 

¡Apaguen ese fuego!

Tras el incendio en el Palacio de Bellas la madrugada del sábado, un suceso comenzó a cobrar fuerza en redes sociales: la cancelación del concierto de la Orquesta Sinfónica del Estado de México debido a la quema de un transformador. Músicos de la agrupación y asistentes comenzaron a narrar que el pasado 27 de mayo, previo al concierto, se fue la luz y se escuchó un fuerte tronido, minutos después en algunas áreas se percibió un olor a quemado e incluso se alcanzó a ver humo. El público que iba a acceder a la Sala Principal del recinto y se encontraba en el lobby fue evacuado. El hecho no trascendió en ese momento y sólo se generaron rumores entre la comunidad musical; por ejemplo, se llegó a decir que el accidente fue provocado con tal de que la OSEM no tocara y que su director, Enrique Bátiz, estaba fúrico por lo ocurrido. El INBA aseguró que este hecho fue resuelto a cabalidad y que no está relacionado con el incendio; y ayer el patronato de la OSEM reiteró que la cancelación se debió a fallas eléctricas ajenas al recinto. Pero queda una pregunta: ¿Por qué nadie alertó que había ocurrido? Nos dicen que entre la comunidad hay una gran inquietud por la coincidencia de los eventos.

 

El Caballito deslucido

No ha pasado ni una semana de que destaparon la escultura de El Caballito y en redes sociales, principalmente en los grupos de Facebook creados para impulsar el rescate de la escultura, ya se levantó una polvareda por los resultados de la restauración. Nos cuentan que una vez que comenzaron a circular las imágenes de la escultura ya restaurada, ciertos miembros de esos foros, en su mayoría no especializados en restauración, pusieron el grito en el cielo porque no quedó como esperaban o como ellos querían, que si el color, que si debió quedar como la superficie de un bronce antiguo, que si la pátina no tiene valores y quedó como un “tanque de guerra”... Hasta algunos memes saltaron por ahí, nos dicen. Bueno, esas opiniones han provocado que otros miembros opinen que antes de descalificar el trabajo, lean el informe técnico del INAH, y que los propios restauradores, los especialistas en metales y encargados de la recuperación de la escultura salgan a callar “opiniones subjetivas” y a explicar que el trabajo se basó en un proceso científico, el cual, dicen, implicó análisis y pruebas, registros fotográficos, estudios históricos, consenso entre 17 restauradores profesionales y especialistas europeos. Agregan que si la superficie se ve nueva es porque lo es, pues la colocaron hace menos de un mes y ahora, apuntan, hay que esperar a que el tiempo haga lo suyo para obtener su pátina. ¡Qué tal!

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS