Exigen fiscalizar gestión de Raúl Cremoux en Canal 22

Fabrizio Mejía Madrid y el periodista Marco Lara Klarh calificaron el manejo de la emisora como "grotesco" y "en detrimento de los contenidos públicos y artísticos"
Hasta el momento, la carta ha sido firmada por casi 250 personas. FOTO: Especial
24/06/2015
13:26
Yanet Aguilar Sosa
Ciudad de México
-A +A

 Desde ayer por la noche, en charge.org, la plataforma de peticiones de todo el mundo, el escritor y cronista Fabrizio Mejía Madrid y el periodista de investigación Marco Lara Klarh, abrieron una petición titulada "En defensa del Canal 22" donde exigen "fiscalizar gestión de Raúl Cremoux en Canal 22".

En 17 horas, esa carta (aquí expuesta), dirigida al Instituto Federal de Telecomunicaciones, la Secretaría de Educación Pública y al Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, ha sido firmada por 229 personas y requieren 500.

En la carta que se dirige también a la opinión pública, a la comunidad artística y científica y al Congreso de la Unión, se señala que bajo la dirección general del señor Raúl Cremoux, Canal 22 "ha entrado en una fase inédita de desgaste interno y externo que hizo crisis a principios de esta semana, con la carta pública firmada por un grupo de periodistas, así como la salida abrupta de Juan Jacinto Silva, su director de Noticias."

A través de la misiva exigen la intervención del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, la Secretaría de Educación Pública, el Congreso de la Unión, la Auditoría Superior de la Federación, la Secretaría de la Función Pública y el Instituto Federal de Telecomunicación "para fiscalizar la gestión de Cremoux y asumir sus facultades legales asegurándose de que el Canal 22 retome su función de interés público".

Ya que apelan a que en rigor, todos los medios radioeléctricos en México son públicos; son concesiones, pero que se manejan como si fueran patrimonio de quien detenta las frecuencias. "En el caso de un medio público como Canal 22 este manejo es, por lo menos, grotesco pues se trata de una frecuencia creada a petición de los artistas y los intelectuales hace más de dos décadas. Que hoy se maneje como si fuera una oficina de la vocería de la Presidencia de la República, en detrimento de los contenidos públicos, artísticos, atenta contra el derecho de las audiencias a la libertad de información.", afirma la carta.

 

rqm 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS