Trump vs las automotrices: ¿quién sigue en México y quién no?

Ford canceló la producción del Focus en México para llevarla a China; pese a todas las amenazas de Trump y la incertidumbre por los posibles cambios al TLCAN, varias automotrices apuestan por nuestro país
20/06/2017
14:35
Tania Casasola
Ciudad de México
-A +A
Como candidato a la presidencia de EU, Donald Trump amenazó con afectar a la industria automotriz, la joya de la economía mexicana. 
 

En México existen 10 armadoras con plantas de manufactura: Audi, Fiat Chrysler, Ford, General Motors, Honda, KIA, Mazda, Nissan, Toyota y Volkswagen, las cuales exportan vehículos a más de 60 países, pero el principal destino es EU.

Trump prometió que, de llegar a la presidencia, impondría un alto impuesto sobre los vehículos fabricados en México que entraran a Estados Unidos con la esperanza de repatriar puestos de trabajo a territorio estadounidense.

Las amenazas y los que han cancelado inversiones en México

La primera amenaza llegó para para General Motors el 2 de enero vía twitter: “General Motors está enviando el modelo Cruze hecho en México a los concesionarios de EU sin impuestos. ¡Fabrique en EU o pague un gran arancel aduanero!”.

Artículo

Trump amenaza a GM con "gran impuesto" por fabricar Chevy Cruze en México

El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró que General Motors envía el auto hecho en México a los concesionarios de Estados Unidos sin pagar impuestos
Trump amenaza a GM con "gran impuesto" por fabricar Chevy Cruze en MéxicoTrump amenaza a GM con "gran impuesto" por fabricar Chevy Cruze en México

La segunda amenaza en redes sociales fue para la japonesa Toyota el 5 de enero: “Toyota Motors dijo que construirá una nueva planta en Baja California, México, para construir los Corolla para EU. ¡DE NINGUNA MANERA! Construya la planta en EU si no quiere pagar un gran impuesto en la frontera”.

La empresa contestó que Toyota ha sido parte de la cultura de manufactura de la región de Norteamérica por los últimos 60 años, por lo que los volúmenes de producción y de empleo de la región no se verían afectados por la nueva planta en Guanajuato.

 

En ese mes, Ford anunció que cancelaba la construcción de una planta de mil 600 millones de dólares en San Luis Potosí. El presidente de EU celebró la decisión de la empresa.
 

Artículo

Trump deja a México sin 3,600 empleos

Ford cancela inversión por mil 600 mdd para planta en SLP; automotriz debe regresar los incentivos recibidos: gobierno local
Trump deja a México sin 3,600 empleosTrump deja a México sin 3,600 empleos

El anuncio de Ford se daba en momentos en que distintas compañías se dirigían a México para construir nuevas instalaciones, como KIA y Toyota.

El 9 de febrero la compañía japonesa Nisshinbo anunció el abandono de su proyecto de instalar una planta de autopartes en México por las amenazas de Donald Trump, pero ese mismo día Nissan reafirmó su intención de construir otras instalaciones en el centro del país.

Esa fue la primera vez que una compañía nipona anunció públicamente la cancelación de un proyecto en México por la amenaza de represalias económicas del nuevo presidente estadounidense.

Este 20 de junio Ford dio a conocer que producirá la próxima generación del modelo Focus en China, en vez de México, para su comercialización en todo el mundo, lo que le permitirá ahorrar 500 millones de dólares.

El nuevo Focus iba a ser producido inicialmente en la planta de montaje que el fabricante estadounidense tiene en Hermosillo.

Los que mantienen sus planes

Pese a todas las amenazas de Trump y la incertidumbre por los posibles cambios al TLCAN, la automotrices Volkswagen, BMW y Audi aún mantienen sus planes de producir autos en México.

A inicios de marzo, Nemak, que se especializa en el desarrollo y manufactura de componentes de aluminio y carrocería de automóviles, puso a andar una nueva planta en Nuevo León, en la que invirtió 200 millones de dólares, y la mayor parte de esta nueva producción irá a Estados Unidos.

La japonesa Nissan ha reafirmado su intención de sacar adelante su planta en Aguascalientes, que empezó a construir junto a Daimler con una inversión de mil millones de dólares para fabricar modelos de la marca Infiniti y Mercedes-Benz.

Ambas hicieron una inversión de mil millones de dólares y pretenden fabricar de forma conjunta 230 mil vehíuculos de lujo al año.

Toyota mantiene dos proyectos de inversión pendientes, una inversión de 150 millones de dólares para su planta ubicada en Baja California, con la cual pretenden ampliar su capacidad de producción de camionetas Tacoma y Tundra.

También mantendrá su inversión de mil 200 millones de dólares para construir su planta en Apaseo el Grande, donde serán fabricados vehículos Corolla.

Ford continúa su proceso de expansión de su planta de transmisiones en Irapuato, en el estado de Guanajuato, y planea comenzar a producir nuevos motores en su planta de Chihuahua en noviembre.

La Secretaría de Economía espera que México se convierta en el cuarto productor para 2020, con una fabricación de 5 millones de autos de 13 marcas diferentes, en más de 30 plantas de manufactura.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS