OHL: escándalo hunde acción; llaman a limpia

Acumula título pérdida de 27.3% desde que se difundieron audios
28/05/2015
08:01
Ana Anabitarte y Sara Cantera / Corresponsal y reportera
-A +A

Luego de aparecer un nuevo audio de un presunto soborno a magistrados y de que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes solicitó a la Función Pública auditar los contratos vigentes de OHL, el mercado castigó a la firma, cuya acción se desplomó ayer 6.39%.

La acción de la empresa concluyó la jornada de ayer con un precio de 22.31 pesos, cuando el pasado martes se cotizó en 23.90 pesos.

Con el resultado negativo de ayer, los títulos de la empresa acumulan una caída de 27.3% desde el pasado 6 de mayo, fecha en que la Bolsa Mexicana de Valores suspendió la comercialización de la acción tras difundirse los primeros videos que involucran a la constructora en supuestos actos de corrupción.

De acuerdo con información de la empresa, la acción registra una pérdida de 14 mil millones de pesos en el valor de capitalización.

Unas horas antes, el presidente de OHL, Juan Miguel Villa-Mir, reconoció desde España que estaba avergonzado de haber contratado a Pablo Wallentin, quien fue jefe de gabinete de OHL y uno de los involucrados en las conversaciones sobre supuestos actos de corrupción para favorecer los intereses de la compañía.

“Lamento infinitamente su comportamiento y me avergüenza que haya habido, dentro de los 30 países en los que estamos y más de 25 mil empleos permanentes que tenemos, un solo empleado de México que haya incumplido las normas de nuestro código ético”, aseguró Villa-Mir en conferencia de prensa.

Agregó: “Estoy avergonzado de que haya sido empleado de OHL-México. Él invitó a cinco días de estancia en uno de los hoteles de Maya Koba al secretario de Comunicaciones del Estado de México, Apolinar Mena, y eso es una falta grave de nuestro código ético. Y lo hizo sin tener autorización”, añadió el directivo.

Luego de estas declaraciones, OHL México convocó a una reunión extraordinaria del Consejo de Administración para analizar los últimos hechos ocurridos y adoptar las decisiones que resulten necesarias para el cabal cumplimiento de las reglas de gobierno corporativo y el código de ética de la compañía.

A pesar del escándalo, el presidente de OHL confirmó que la empresa tiene el interés de continuar con inversiones en el país, pues consideró que a ningún otro le ha dedicado ni el trabajo ni el tiempo que a México.

Por su parte, el gobierno del Estado de México informó que analiza ampliar la investigación que realiza sobre la concesión otorgada a OHL del Viaducto Bicentenario al resto de las obras a cargo de la constructora española, pero también estima la posibilidad de incorporar la revisión de otras firmas como Pinfra. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS