Infra, infra, ¿infrastrutur? Mejor aprende a hablar bien inglés

Dominar este idioma es cada vez más indispensable en el mundo de los negocios. Sin embargo, los mexicanos lo hablan poco y mal, y han perdido oportunidades por ello
ILUSTRACIÓN: DANIEL RAZO. EL UNIVERSAL
12/07/2017
04:20
Mariana F. Maldonado
-A +A

“Infrastotor… infrastutu, infrastructur...”, leía un discurso que se convertiría en trabalenguas mientras se balanceaba de un lado a otro. En 2008, cuando aún era gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto se subió al podio en una reunión de la World Future Society, una comunidad internacional que busca el estudio del futuro, para dar un discurso en inglés.

Pese a que aclaró no conocer bien el idioma, se aventuró a leer unas hojas en las que la pronunciación y las veces que se trabó, hacían que el mensaje fuera indescifrable. A partir de que fue dado a conocer el video cuando aún era candidato a la Presidencia, se volvió tendencia en redes sociales y se hizo patente que en ese entonces no dominaba precisamente el inglés.

Él no perdió oportunidades laborales, pero podría considerarse una excepción. En México, 60% de los mexicanos ha perdido alguna opción de trabajo por no saber inglés. En el país, el dominio de este idioma es cada vez más importante. Lo es tanto que es un requisito que si no se cumple puede hacer perder un trabajo.

De acuerdo con un sondeo realizado en México por la escuela online de inglés ABA English, 60% de los mexicanos ha perdido empleos o ascensos por no tener un buen nivel de inglés. Y los mexicanos lo reconocen. 54% afirma que su nivel de inglés es bajo.

“Más de la mitad de encuestados se enfrentan a entrevistas de trabajo en inglés, y reconocen que no tienen un buen nivel”, explica María Perillo, directora académica de ABA English.

Por excelencia, es el idioma de los negocios a nivel global. 90% de los trabajos requieren que el candidato tenga un dominio, en distintos niveles, del inglés. Así que la necesidad de que los candidatos mexicanos hablen esta lengua se vuelve indispensable, porque ellos, al igual que las empresas, se enfrentan a un mundo que es completamente global.

“Para sobrevivir y tener éxito en una economía global, las compañías deben sobrellevar las barreras del lenguaje. Y el inglés será casi siempre el piso común para todas, al menos hasta ahora”, señala Tsedal Neeley, una profesora asociada en la Harvard Business School en un texto denominado Global business speaks english.

En México es más común perder oportunidades laborales por no saber inglés que en países como Italia o España. Mientras que en ambas naciones, 39% asegura haber sido evaluado en este idioma, en México representa más de la mitad de profesionales a los que se les ha requerido demostrar su competencia en inglés, probablemente por la cercanía del país con la más grande nación angloparlante, Estados Unidos.

La edad

Los más afectados son las generaciones jóvenes, quizá porque a ellos les ha tocado un entorno laboral más competitivo en el que este idioma ya es indispensable. Casi 80% de los millennials y de la generación X ha visto afectado su carrera profesional por el dominio de este idioma.

Los menos perjudicados son aquellos mexicanos que tienen 45 años en adelante, los cuales apenas 45% asegura haber visto afectadas sus oportunidades laborales por no saber inglés, de acuerdo con ABA English.

Es importante decir que para aprender un idioma no hay edad. Y no sólo es un mero dicho para animarte. Varias investigaciones científicas han demostrado que, contrario a lo que se creía antes, el cerebro es flexible. Se le ha llamado plasticidad cerebral y se refiere a la capacidad que tiene para adaptarse a lesiones y reaccionar favorablemente a nuevas experiencias. Un estudio llamado Does bilingualism influence cognitive aging? demostró que incluso estudiar un segundo idioma retarda la presencia de demencia y mejoró la inteligencia y la capacidad de aprender.

Cada vez más indispensable

Pero, ¿por qué ha aumentado la demanda en el dominio del inglés? Puede haber muchas hipótesis. Quizá las nuevas tecnologías y el internet sean las razones por las que este idioma se ha vuelto indispensable para los profesionistas, no sólo mexicanos, sino a escala global.

Las hipótesis pueden ser distintas, pero en realidad, 96% asegura que la demanda de nivel de inglés en su trabajo es cada vez mayor y ha sido en los últimos años cuando ha aumentado.

Según una encuesta realizada por Ipsos Global Public Affairs para Reuters, más de un cuarto de trabajadores en 26 países aseguró que su trabajo implicaba tener que estar en contacto con personas de otras naciones.

Aquellos trabajadores en India, Singapur y Arabia Saudita son los más propensos a tener que estar en contacto con colaboradores de otros países en 59%, 55% y 50%, respectivamente. Y de todos aquellos que aseguraron tener que tratar con colegas de otras latitudes, dos tercios (cerca de 33%) aseguró que el idioma utilizado más frecuentemente era inglés. El segundo idioma era el español, con apenas 5%.

“El aspecto más revelador de esta encuesta es cómo el inglés ha emergido como el lenguaje por default en los negocios alrededor del mundo”, aseguraba el CEO de la empresa que realizó la encuesta para Reuters.

Algunas empresas instauran políticas que obligan y capacitan a sus empleados a hablar inglés. Pero esto, por desgracia, tiene varios obstáculos. Primero, que estas políticas pueden disminuir la eficiencia mientras son implementadas, y dentro de este punto se encuentra la manera en la que los empleados pueden sufrir de inicio el cambio.

“No me di cuenta de que ésa era mi primera junta después de que la regla entró en vigor y que iba a ser toda en inglés, fue un shock. Fue humillante”, aseguraba una trabajadora entrevistada por Neeley como parte de una investigación sobre los costos de implantar reglas de hablar inglés en las empresas.

En este sentido, incluso el autoestima de los trabajadores puede verse disminuida. “Cuando los hablantes no nativos de inglés son forzados a comunicarse en inglés, pueden sentir que su valía para la compañía ha sido disminuida, independientemente de su nivel de fluencia”, asegura el investigador en el texto publicado para la Harvard Business Review. Por desgracia, es una sensación que no suele desparecer con el tiempo. Cerca de 70% aseguró, después de dos años de haber sido implementada la política, que todavía experimentaba frustración por ello.

¿Es la empresa la responsable de ofrecer cursos de inglés? Al menos, en México, la mayoría piensa que sí: 63% considera idóneo que esta actividad forme parte de la capacitación en su lugar de trabajo, y sólo 34% optaría por pagar las clases de su presupuesto, según la encuesta Beneficios profesionales de hablar otro idioma.

Más allá de quién sea la responsabilidad, los especialistas coinciden en que una habilidad indispensable en el mundo laboral es la resiliencia profesional, un término que es utilizado para referirse a aquellos colaboradores que toman entre sus manos la responsabilidad de conducir su carrera profesional y que no dejan esta carga a las empresas. Así que, ¿vas a aprender inglés o vas a esperar a que tu empleador te pague las clases?

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS