Meade: por paridad, hay pesimismo en inversiones

El secretario reconoce que por incertidumbre en materia comercial con EU, algunos proyectos se pospusieron
osé Antonio Meade dijo que México enfrenta dos retos: redefinir la relación con EU, y la administración del precio de las gasolinas (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
13/01/2017
01:40
Leonor Flores
-A +A

[email protected]

El comportamiento del peso frente al dólar está reflejando en estos momentos el pesimismo en las inversiones, afirmó el secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), José Antonio Meade, quien advirtió que existe el riesgo de que persista la incertidumbre.

“El tipo de cambio refleja la perspectiva de un país, y hoy refleja un escenario muy pesimista para atraer inversiones”, dijo en el seminario sobre Perspectivas Económicas 2017, organizado por el ITAM.

Luego de presentar el panorama al que se enfrenta la economía en un entorno internacional complicado, el funcionario respondió a preguntas de los asistentes.

Sobre el rumbo de la paridad cambiaria, Meade dijo que dependerá de cómo se despejan las incógnitas en Estados Unidos (EU).

Reconoció que se están posponiendo inversiones por la incertidumbre en el ámbito comercial con dicho país. No obstante, aseguró que la inversión es mucho más volátil que el consumo, que si bien presentará una desaceleración pequeña, es más estable.

“Sin duda hay inversiones que se están posponiendo por la incertidumbre que enfrentamos al amparo de la relación comercial, pero sin duda es inversión con cargo a que se moderniza la economía, se abrieron algunos sectores para la participación público-privada”, indicó.

A lo anterior se suma el factor de la política monetaria llevada a cabo por la Reserva Federal (Fed), cuyo ajuste comenzó antes del “apretón fiscal” que pretende hacer el presidente electo Donald Trump.

El secretario resaltó que México es una de las economías globales más diversificadas, más grandes, con la mayor riqueza cultural y sin ninguna ambigüedad, y no hay que descartar que tendremos la capacidad de salir adelante.

Transición compleja. Meade expuso que el país enfrenta dos retos visibles: la redefinición de la relación con EU, y el replanteamiento de la forma en cómo se administra el precio de las gasolinas.

Sobre la liberalización de los precios de los combustibles, admitió que será una transición compleja, por lo que justificó los apoyos que se darán para sortear el impacto.

“Vale la pena acomodar y acompañar de otras medidas de aliento desde el gobierno federal a la economía familiar que preservar la inversión y el empleo”, matizó.

Calificó el aumento de las gasolinas como “un paso difícil de dar” por el contexto en el que se dio con los costos de producción altos.

Al hablar de las perspectivas económicas, el secretario dijo que hace cuatro meses ese entorno y estas perspectivas han cambiado de manera importante.

Hoy los mercados tienen un pronóstico de crecimiento para el país de 1.7%, para pasar de 2.5% a 1.7% no hace falta mucho, hace falta que el crecimiento del consumo sea apenas dos décimas inferior y que el crecimiento de la inversión, en vez de ser 2.2% y medio por ciento, se acerca a 1%, señaló.

Dijo que México cuenta con herramientas para poder sortear el actual entorno, una de ellas la política fiscal para dar certidumbre.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS