CCE pide bajar regulación para atacar informalidad

Propone aumentar disponibilidad del crédito y mejorar capacitación para los trabajadores
02/05/2017
02:07
Ivette Saldaña
-A +A

maría.saldañ[email protected]

Para abatir los niveles de informalidad es necesario aminorar la carga regulatoria y la cantidad de inspecciones a los negocios, ya que quienes trabajan en dicho sector no tienen acceso a servicios sociales, reciben insuficientes ingresos y generalmente viven en pobreza, aseguró el Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

El presidente del CCE, Juan Pablo Castañón, afirmó en su mensaje semanal que hace falta que las reformas tengan buenos resultados y que no se queden en buenas intenciones.

Expuso que “un trabajador en el sector formal recibe ingresos 63% más altos que alguien que opera en la informalidad”, sin contar prestaciones de los contratos formales.

Manifestó que se debe combatir la economía informal, promoviendo la formalización, porque seis de cada diez mexicanos laboran dentro de la informalidad.

“No es casualidad que los seis estados con mayor informalidad son también los que tienen mayor pobreza”, destacó el Consejo.

El representante del empresariado dijo que se requiere reducir la carga regulatoria, porque se incrementan los costos laborales y se desincentiva la formalidad y el emprendimiento. No solamente son las regulaciones, sino también inspecciones e informes que se tienen que rendir que pequeños negocios no pueden cumplir y prefieren operar informalmente.

“En términos productivos, la informalidad afecta gravemente al país. El sector informal es 28% menos productivo que el formal. E incluso en la formalidad tenemos grandes desafíos aún en México”, expuso Castañón.

Agregó que se necesita instrumentar soluciones efectivas y “evitar reformas que tengan buenas intenciones, pero malos resultados”.

Mejorar el nivel de bienestar tiene que partir de enfoques realistas, responsables y con medidas eficaces.

Además, afirmó que es necesario hacer un “corte de caja” sobre la situación actual de los trabajadores.

Para ello se necesita identificar logros y desafíos.

Expuso que los empresarios mexicanos a pesar de las turbulencias económicas generan empleos, con la conciencia de que deben ser dignos, decentes y bien remunerados.

Castañón expuso que el “punto central” es crear las condiciones adecuadas para que las empresas inviertan y reinviertan el capital.

Dijo que además de reducir la regulación e inspecciones, hay que aumentar la disponibilidad de crédito y mejorar la capacitación a trabajadores.

Invertir en capacitación incrementa el margen de utilidad y las ganancias en 25% aproximadamente, además de que los empleados son 218% más productivos, afirmó.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS