Mercado mexicano va tras los pasos de Brasil de 2016

Expertos anticipan buen comportamiento luego de que se redujo tensión con EU; apreciación que ha presentado el peso es un atractivo para inversionistas, d ice n
Durante el año, el principal índice bursátil, el IPyC, acumula un alza de 8.4%, contrario a las caídas que tuvo la bolsa de valores en los días posteriores al triunfo de Donald Trump en las elecciones presidenciales de EU. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
12/05/2017
01:30
Ana Palomares Madrid
-A +A

La rebaja de la tensión entre Estados Unidos, de Donald Trump y México, de Enrique Peña Nieto, está provocando la vuelta al mercado mexicano de muchos gestores de fondos ante la sensación de que las sorpresas que se vieron en los mercados brasileños en 2016 se repliquen en México este año.

La victoria de Trump afloró cientos de informes sobre quienes serían los vencedores y vencidos de la nueva administración. En la lista de esos vencidos había un país que figuraba en todas las quinielas, México.

Se notó en su bolsa que en los tres días posteriores cayó 7.34%, en pesos, hasta 16.8% en euros, y en su mercado de deuda, ya que la rentabilidad de su bono a 10 años se elevó a 4.03%.

Pero el tiempo ha pasado. Cada vez son más los que dudan de que Trump cumpla todas sus promesas electorales: la construcción de un muro que limite las fronteras de ambos países y un mayor proteccionismo.

Incluso, Trump ha anunciado a través de Twitter que un acuerdo comercial renegociado con Canadá y México era “muy posible”, siempre que se logre un “trato justo para todos”.

Las aguas, aunque aún agitadas, están algo más tranquilas que el día después de la victoria de Trump, y esto explica que cada vez sean más los gestores de fondos que incluso defienden que, en términos de mercado, México podría convertirse este año en el nuevo Brasil (su bolsa subió 19% en euros).

“México podría ser uno de esos mercados como fue Brasil, que se recupere en 2017-2018, porque puede salir ganando por un tema de valoraciones”, comentó Ian Edmonds, gestor del fondo Legg Mason Western Asset Global Multi Strategy.

“Ahora mismo tenemos algo de exposición a México, pero podríamos empezar a aumentarla teniendo en cuenta que es posible que veamos una cierta estabilización del país”, confirmó Martyn Hole, especialista de inversión de Capital Group.

Una idea que también defendió Alejandro Varela, gestor de Renta 4 MILA, el fondo de los que se venden en España con más exposición al mercado mexicano. “Creo que vamos a ver un buen comportamiento en México, ya que es muy difícil romper unos lazos comerciales de hace tantos años. Al final si EU sigue tirando de su economía, México también lo hará”.

No en vano, 72% de las exportaciones mexicanas son a EU y, de momento, las amenazas de boicot a México no se han dejado notar en las perspectivas económicas del FMI, que ha mantenido sus previsiones de crecimiento en 1.7% para 2017 y 2% en 2018.

Este cambio de percepción ya se está notando, de hecho, en su principal índice bursátil, el IPC, que acumula en el año una alza de 8.4%, superando así al Bovespa en el año, ambos en euros.

No es de extrañar que los fondos que invierten en exclusiva en bolsa mexicana consiguieran en febrero cerrar el mes con suscripciones positivas, según los datos de Morningstar, algo que no sucedía desde octubre de 2016.

 

¿Qué hará el peso mexicano? En esa buena evolución del mercado de valores mucho tiene que ver el cambio de rumbo que ha protagonizado el peso, que ya se aprecia en su cruce con el dólar un 9% en el año y aún no puede descartarse que haya hecho techo.

Como explica el servicio de estudios de Bankia, aunque “a corto plazo dominarán las tendencias negativas por su elevada exposición a Estados Unidos, la infravaloración de la divisa empieza a situarse en niveles que pueden resultar atractivos para los inversores. Algo parecido a lo que pasó con Brasil, donde después de la penalización de los últimos años el real se convirtió desde el verano en la divisa favorita para operaciones de carry trade”.

En esa apreciación de la divisa está trabajando el Banco de México. Desde la victoria de Trump, Banxico ha subido los tipos de interés en cuatro ocasiones hasta situarlos en 6.50% en un intento por combatir la inflación creciente. Y aún se esperan más subidas de tipos para impulsar el peso y contener su tasa de inflación, superior a 5% y en máximos de 2009.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS