Elección en EU no pone en riesgo lucha contra lavado

Piden cerrar huecos legales para resultados más efectivos en Panama Papers
México destaca en el mundo por una percepción de corrupción alta, de acuerdo con el Índice de Transparencia Internacional. (FOTO: ARCHIVO EL UNIVERSAL)
17/10/2016
01:40
Leonor Flores
-A +A

[email protected]
El andamiaje legal construido para el combate al lavado de dinero no está riesgo por el tema del resultado de las elecciones en Estados Unidos porque las normas y acuerdos alcanzados trascienden a los gobiernos.

Sin embargo, se percibe un retraso en la aprobación de las leyes secundarias del nuevo Sistema Nacional Anticorrupción en México, coincidieron expertos al recomendar cerrar los huecos legales para tener resultados más efectivos en el caso Panamá Papers.

El ex fiscal federal de Estados Unidos, Juan M. Masini, dijo que hay voluntad para la implementación del órgano que luchará contra la corrupción, pero no es suficiente porque preocupa el tiempo que está tardano y la controversia para sacar la reglamentación secundaria.

En entrevista, durante un seminario sobre lavado de dinero y mecanismos anticorrupción organizado por LexisNexis, el director de Masini Global Group, consideró que no se perciben riesgos en la continuidad del trabajo conjunto de inteligencia entre los gobiernos de Estados Unidos y México.

“No se va a caer el cielo, si en el país gana Hillary Clinton o Donald Trump, mucho de lo que está puesto en práctica, la legislación que existe en temas de prevención de lavado de dinero, se está implementando e investigando”, aseguró.

La plataforma de ambos candidatos no está el fortalecer más o disminuir las leyes existentes, están enfocados en otras cosas, añadió.

Pero el enfoque de la corrupción, dado que está presente en todas partes porque ningún país es inmune, sí ha sido a relucir en la campaña electoral en

Estados Unidos con los correos electrónicos de Hillary Clinton y la Fundación Clinton y con Donald Trump por ciertos pagos a través de fundaciones.

“Creo en el tema de lavado de dinero y corrupción, se va a quedar igual y nosotros [EU] vamos a mirar cuáles son los mecanismos y los enfoques que van a tomar otros países; Estados Unidos entiendo que se va a proteger y obviamente hemos visto casos de lavado de dinero como la FIFA. La diferencia que vamos a ver es cuáles son las prioridades de delitos penales que se van a perseguir más vigorosamente, dependiendo de quién gane la elección. Eso lo determinará una vez que haya un nuevo presidente y un nuevo fiscal”.

Por eso reiteró que no se verá un cambio drástico en el manejo de la prevención de lavado de dinero y la adjudicación de temas anticorrupción. “Las leyes existen, cómo las vamos a implementar y cuáles son las que se van a dar prioridad dependiendo de la política pública de la persona electa.

Por su parte, el director de desarrollo de negocios de LexisNexis, Daniel Ortiz, dijo que la legislación para prevenir el lavado de dinero y combate a la corrupción va más allá de un gobierno o de una relación entre países.

Existe el Grupo de Acción Financiera Contra el Blanqueo de Capitales (GAFI) encargada de evaluar a los países como tal y Transparencia Internacional, recordó.

Señaló que esto no está ligado a ningún partido político o presidente de un país, se trata de organizaciones que evalúan a los países.

“Ya no se puede dar vuelta atrás, lo que toca es continuar con la aplicación de las leyes y la mejores prácticas y cambiar mucho la perspectiva que se tiene de un país”, consideró el directivo.

Mencionó que México destaca en el mundo por una percepción de corrupción alta de acuerdo con el índice de Transparencia Internacional, lo que nos coloca en desventaja frente a otras naciones, como Alemania, que si bien no ocupa un lugar relevante en ese ranking, es el país que más multas ha pagado por cantidades importantes.

 

Ferrari con motor de Toyota. Del Sistema nacional Anticorrupción, Juan M. Masini observó que falta experiencia práctica para apoyar el desarrollo de la nueva ley y del nuevo sistema penal acusatorio en el país.

Se necesitan saber las facultades que va a tener el fiscal anticorrupción para solicitar información a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda.

“Suena bien, pero a veces es como tener un Ferrari o Porche, pero con un motor de Toyota”, ejemplificó.

El problema es que en la práctica se tenga personal capacitado, aseguró, porque que al menos en lo relacionado con los juicios orales, el entrenamiento estuvo a cargo de gente sin experiencia en el tema. “Quién prefieres que te enseñe a conducir, el Chepo o el campeón de XBox”.

 

Panama Papers. De los Panamá Papers, Masini señaló que hay que entender tres vertientes que analizar: El de lavado de dinero, evasión del fisco y elusión de impuestos en donde cae la mayoría que hacen cosas legales para pagar menos gravámenes.

De hecho, mencionó que el narcotraficante Caro Quintero, fue uno de los primeros clientes del despacho Mossak y Fonseca al crearle una empresas para manejar unas propiedades.

Si el SAT tiene problemas para acceder a información que está en poder de la Unidad de Inteligencia Financiera o de los bancos, sugirió hacer cambios para “cerrar los huecos legales”. 

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios