Satélite Centenario, una pérdida de 1,200 mdd

"No todos los días se lanza un satélite", dijo con orgullo Gerardo Ruiz, titular de la SCT
El fabricante Boeing tardará entre 36 y 38 meses en reponer el satélite, el cual contará con las mismas especificaciones que el Centenario (EFE)
17/05/2015
03:42
Sara Cantera
-A +A

[email protected]

Hermosillo, Sonora.— Ante el fallido lanzamiento del satélite mexicano Centenario, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) aseguró que los servicios que iba a proporcionar están garantizados con el próximo lanzamiento del Morelos III, planeado para el próximo 22 de octubre desde Cabo Cañaveral, Florida.

A las 00:47 horas del sábado, el cohete Protón-M que transportaba el satélite Centenario, despegó del Cosmódromo de Baikonur, Kazajistán y completó sus primeras dos fases con éxito, pero a los 490 segundos del despegue, una falla provocó la caída del cohete en Siberia.

En conferencia de prensa, el secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, detalló que el lanzamiento estaba contratado desde febrero de 2012, por lo que la actual administración no podía cancelarlo.

“Era un contrato vigente que tomó esta administración, si no se respetaba habría una pérdida patrimonial de alrededor de 60 millones de dólares que se perderían si no se hubiera cumplido con este acuerdo. No había alternativa más que seguir con este compromiso”, dijo el funcionario.

El secretario de Comunicaciones agregó que la industria aeroespacial es de alto riesgo, por lo que no existe garantía plena de que el lanzamiento del Morelos III sea exitoso.

“Si queremos tener esta tecnología de comunicación hay que estar afrontando este tipo de situaciones y cada vez que se lance un cohete con un satélite, al margen de quien sea, se estará viviendo una situación de riesgo”, dijo.

La pérdida del Centenario tendrá un costo de 300 millones de dólares correspondientes al satélite y 900 millones del dólares por el lanzamiento fallido. No obstante, el gobierno federal no perderá un solo peso, pues tanto el satélite como el lanzamiento contaban con un seguro, explicó Ruiz Esparza.

“La Secretaría tomó la provisión de asegurar al 100% el monto del satélite. El monto total puede ser recuperado. No habrá un peso de pérdida para el gobierno de la República”, subrayó.

El fabricante Boeing tardará entre 36 y 38 meses en reponer el satélite, el cual contará con las mismas especificaciones que el Centenario.

Por su parte, James Kramer, vicepresidente de International Launch Services (ILS), la empresa responsable del lanzamiento, pidió disculpas al fabricante Boeing, al equipo que estuvo involucrado en el lanzamiento y al pueblo de México, por el accidente.

“El lanzamiento fue a la hora en punto, la primera fase estuvo bien, la segunda bien, pero al encenderse la tercera etapa a los 490 segundos del despegue una anomalía ocasionó el colapso de la misión”, explicó Kramer.

El cohete Protón-M no logró poner al satélite en órbita y se incendió cuando estaba en vuelo suborbital cayendo en el extremo oriente de Siberia.

ILS indicó que se creará una comisión estatal para llevar a cabo la investigación sobre el accidente, misma que podría tardar dos meses en conformarse. El director del Programa Satelital de Banda Ancha de Boeing, Mark Spiwak, dijo estar muy triste y decepcionado por el lanzamiento fallido, pero aseguró que la compañía está lista para darle todo el soporte a la empresa ILS durante la investigación y al gobierno mexicano para apoyar los futuros lanzamientos del sistema Mexsat.

“Este es un negocio donde no se tolera ningún error. Estamos listos para apoyar en la investigación y para apoyar el lanzamiento del Morelos III a finales de este año, ese satélite está en almacenamiento y está listo para lanzarse lo más pronto posible”, dijo.

Para el lanzamiento del Morelos III desde Cabo Cañaveral, Florida, el gobierno federal contrató a la empresa Lockheed Martin Commercial Launch Services.

Dentro del programa satelital mexicano está contemplado para octubre próximo el lanzamiento del satélite Morelos III, el cual cumplirá con las mismas funciones de conectividad que el satélite Centenario: proporcionar servicios móviles de voz, datos y video para personas, vehículos terrestres, aeronaves y buques.

En tanto, todos los lanzamientos desde el Cosmódromo de Baikonur, Kazajistán, incluyendo un satélite británico programado para el próximo junio, están suspendidos hasta no tener más detalles de lo ocurrido con el cohete Protón-M.

El Protón-M tiene un historial de fallos que causaron la pérdida de tres satélites de navegación el año pasado.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS