Zacua Coupé: mexicano y eléctrico por derecho propio

El Zacua Coupé, eléctrico y radicalmente urbano, reta los prejuicios industriales.
Zacua Coupe
Zacua Coupé, diseño francés y empuje empresarial mexicano
07/07/2017
13:04
Christian Pérez Vega
-A +A
Hace unos días se escribió una página nueva en la historia de los desarrollos automotrices mexicanos. Es un vehículo original, casi impensable en un contexto dominado por Mastretta o Vuhl (ver recuadro inferior). Se trata de un auto 100% urbano de propulsión eléctrica. Así es, México tendrá un vagón en el tren con destino a la movilidad del futuro. 
 
Zacua es una compañía 100% mexicana que, a decir de sus directivos, tiene una filosofía clara: conservar la esencia mexicana y proponer una forma de movilidad cero emisiones. Eso va implícito desde el nombre, de origen náhuatl; hace referencia a una ave autóctona que habita en los bosques húmedos y tierras bajas, desde el oriente de México hasta Panamá. Evoca los valores de innovación, eficiencia y respeto por el ambiente.
08at_portada_2.jpg
Esta nueva empresa llega respaldada por un grupo de empresarios y directivos activos desde hace más de 30 años. Operan una asociación de estacionamientos públicos llamado Copemsa. Hace casi 17 años, mandaron realizar un perfil de inversión para el uso de vehículos eléctricos en la Ciudad de México. En este se contempló el aprovechamiento de los espacios de estacionamiento como puntos de recarga para los autos cero emisiones. La calidad de proveeduría nacional, que hoy está mucho más desarrollada que hace casi dos décadas, abrió la ventana de oportunidad. Las condiciones se dieron para que el Zacua Coupé cobrara vida. Se presentó como auto (y marca) hace un par de días.
Se trata de un biplaza. El primer caballo de batalla en la misión de apoyar a México en el camino hacia el uso de energías amigables con el medio ambiente. Sin más, alta tecnología y eficiencia ante los retos de movilidad de las megalópolis.
08at_zascua_10.jpg
Antes de que pregunten si este auto es en serio 100% mexicano, de una vez les decimos que estrictamente... no. Debemos entender que, hoy en día, un automóvil ya no es 100% alemán, americano, japonés, coreano o mexicano, pues muchos de los componentes, tecnologías y diseños provienen de distintas partes del mundo, aunque se arme en un lugar específico. Con el Zacua Coupé es así, pues aunque su producción será nacional (inicialmente en el Estado de México), algunas partes llegan de otros lados del mundo. Se tiene el objetivo de que la mayor parte de la proveeduría sea de origen mexicano.

Toda ingeniería es global. Aclararemos, de paso, ciertas dudas sobre este nuevo modelo (antes de que comiencen a brotar los haters). Según Jorge Martínez Ramos, presidente del consejo de Zacua, este modelo es parte de un acuerdo comercial con una empresa francesa llamada Chatenet (el equivalente a Pininfarina, la firma italiana de diseño automotriz). A esta le compró el diseño, que llevó más de dos años en su desarrollo. De esta empresa se adquiere también, por lo pronto, el chasís vestido y algunos otros componentes, pero Martínez recalca que todo lo relacionado con las baterías, el motor, convertidor, cargador y tren motriz, entre muchos otros elementos, se arman en México. Además, detalla que el desarrollo ingenieril se adquirió de un grupo vasco llamado Dynamik Tecnological Alliance, mismo que desarrolló el tren motriz, producido en México.

08at_zascua_12.jpg
Muchos tal vez se decepcionen al saber que su desarrollo en diseño y otros aspectos no es tan ‘mexicano’ como lo fue el MXT de los hermanos Mastretta, o como el Vuhl 05 de los hermanos Echeverría. Ellos diseñaron el auto y las ingenierías, pero muchos de sus componentes son de origen extranjero (como el motor). Sin afán de justificar, aquí lo que importa es la iniciativa mexicana que hay detrás del proyecto. Cada caso es distinto; podríamos recordar al Inferno Exotic Car, un proyecto que (por lo último que hemos sabido, hace unas semanas) sigue en pie y se prepara a iniciar la producción. Inferno fabricará el auto en Italia, aunque se haya realizado la ingeniería y el diseño en nuestro país.

“Realizamos el acuerdo comercial con Chatenet. Le adquirimos el desarrollo especialmente diseñado para México. Por el momento, de ellos adquirimos el chasís vestido y otras piezas. También contratamos las ingenierías del tren motriz con el fin de que se puedan producir y seguir desarrollando en México, según el éxito que se obtenga. La idea es que cada pieza y parte del auto sea hecha aquí”, remata Martínez Ramos.
08at_zascua_2.jpg
El Zacua Coupé tendrá una primera edición limitada a 100 unidades, con inicio de entregas en el próximo mes de noviembre. Dichos vehículos serán armados en el Estado de México y tendrán como distintivo algunos detalles estéticos creados por Cristina Pineda, de la marca mexicana de diseño de moda Pineda Covalin. 

Se tiene el objetivo de comercializar, en 2018, alrededor de 200 unidades. Si el auto tiene buena aceptación, para 2019 se contempla trasladar la producción a Puebla, donde se construiría también una versión utilitaria para uso reparto, utilizando el mismo chasís del biplaza. Todo se remataría con la introducción de un vehículo familiar de cuatro plazas para 2020.

“Este nuevo Zacua Coupé es un auto que resuelve las necesidades urbanas, las de la mayoría de la población; ese es el tema que hemos venido trabajando, y el que ha recibido un enorme aliento por parte del propio gobierno de la Ciudad de México,” comenta Jorge Martínez.
08at_zascua_6.jpg
Cifras, cifras, cifras... Por lo pronto, de este Zacua Coupé destacan sus dimensiones: 3.06 metros de largo; 1.56 m de ancho y 1.4 m de alto. Este tamañito, en conjunto con su dirección, le permite un radio de giro de 4 metros. También tiene un volumen de maletero de 600 litros. 

Pesa 380 kilogramos en vacío, gracias al uso de una estructura de aluminio en la carrocería. Su capacidad máxima de carga es de hasta 710 kg. En el renglón motriz, este pequeño auto de diseño urbano y moderno equipa un motor eléctrico PMSM con una potencia de 34 Kw (46 hp), con un torque de 64 lb-pie enviados a las ruedas delanteras. Este propulsor está alimentado por una batería de ion de litio, la cual tarda ocho horas en cargar al 100% en una toma de corriente doméstica. Esta energía le permite un rango real de autonomía por carga de hasta 115 km. Su velocidad máxima es de 100km/h, pero cuenta con un limitador de velocidad en los 85 km/h.
08at_zascua_7.jpg
Zacua Coupé 2018 cuenta con una suspensión delantera tipo McPherson con triángulos inferiores y una trasera de brazo con estabilizador de eje autodeformable. En cuanto a los frenos, son de disco en las cuatro ruedas, de 210 mm delante y 160 mm atrás. Rines: aleación de 15 pulgadas.

Al interior destacan la pantalla táctil con conexión bluetooth, para reproducir archivos multimedia desde dispositivos móviles o bien hacer llamadas por medio del equipo de audio. El entorno es Android, y la interfaz es 100% de desarrollo propio, ideada por su propio equipo de ingenieros.
08at_zascua_11.jpg
El gran tema. Precio inicial: 440 mil pesos. Se podrá adquirir en puntos de venta de la Ciudad de México, todavía por confirmar. Y vía internet, por supuesto. Según los representantes de la marca, el Zacua Coupé estará disponible inicialmente en la Ciudad de México y zona conurbada, para posteriormente llegar a Guadalajara, Monterrey y después, el resto del país. Martínez Ramos señala que, por el momento, el modelo se comercializará exclusivamente en México. Si tiene éxito, se podría plantear la posibilidad de salir del país. Por ejemplo, podría apuntar al mercado dorado de California, Estados Unidos, donde estos vehículos son muy apoyados por el propio gobierno del estado, siempre y cuando las políticas de comercio bilateral lo permitan.

MASTRETTA, VUHL, RON, INFERNO... 
En la historia automotriz mexicana hay ciertos capítulos interesantes, firmados por empresas y emprendedores que buscan elevar a nuestro país a la categoría de los desarrolladores de proyectos originales, más allá del estatus de (excelente) armador en masa. Ahí tenemos a Daniel y Carlos Mastretta con su MXT, que hasta a Top Gear llegaron, ¿recuerdan? En 2014 llegó el triste final del sueño de los hermanos poblanos, a causa de relaciones perjudiciales con accionistas que solo buscaban beneficio propio, lejos de querer involucrarse en el mantenimiento de un emblema nacional. Es cierto (antes de que los conocedores del tema nos reclamen) que antes que los Mastretta existieron, por mencionar solo a algunos, los Solana, DM Nacional y VAM, pero el MXT puso a México en el mapa. Hoy en día, la empresa Vuhl, creada por los hermanos Echeverría (Iker y Guillermo) y Alberto Chapa, es la que lleva la batuta del auto mexicano con su deportivo ultraligero Vuhl 05, el cual ha obtenido ya aplausos y se fabrica para el mundo en Querétaro. Por último, existen proyectos sumamente interesantes como el de RON y el Inferno Exotic Car. Este último, por cierto, ya está por iniciar su producción en Italia, según sus creadores.
mastretta-1.jpg

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS