Audi pisa el acelerador para producir la Q5

La automotriz alemana inicia la etapa de pre-serie en la planta que construye en Puebla
15/07/2015
17:41
-A +A

SAN JOSÉ CHIAPA, Pue.—  A casi un año de que la planta de Audi comience a operar, ya se encuentra en etapa de pre-serie, con maquinaria y equipo especializado que hacen pruebas del modelo Q5 que se exportará con el sello Hecho en México a diferentes partes de mundo.

Alfons Dintner, CEO de Audi de México, dijo que se eligió este modelo porque la demanda en el segmento de SUV es cada vez más alta en todo el mundo y por la ubicación estratégica de México, ya que gracias a ello, se acortará 15 días el tiempo de entrega para Estados Unidos y algunos países de Latinoamérica.

Hay que recordar que la inversión inicial para construir el complejo que generará 3 mil 809 empleos directos, fue de mil 300 millones de dólares. Hasta el mes de abril de 2015 la compañía reclutó mil 400 trabajadores locales. La producción anual será de 150 mil automóviles para el año 2017.

El terreno mide 460 mil hectáreas, dentro de las cuales se dejó espacio para una posible expansión, un edificio de capacitación y el parque de proveedores. La planta se divide en cuatro áreas: estampado, carrocerías, pintura y montaje.

Centro de especialización.  Lo que ya funciona casi al 100% es este centro donde la firma alemana brinda los conocimientos necesarios a sus empleados para eliminar el margen de error cuando la fabricación del Q5 ya esté en marcha.

Trabajadores de todas las áreas llegan aquí para que personas especializadas les enseñen, como si estuvieran en la escuela, con palitos y bolitas, hasta el más mínimo detalle que implica la producción de un auto. Primero ven teoría  y después lo llevan a la práctica.

Existen 500 tipos de entrenamiento, dependiendo el área de trabajo a la que estén destinados y se les asigna un instructor.

El Centro de Especialización tiene un espacio de 20 mil metros cuadrados y espera cerrar este año con 16 mil entrenamientos, el equivalente a 450 mil horas. A la semana se capacitan alrededor de 300 personas, algunas con conocimientos básicos en la industria, pero Erick Romero, entrenador de Montaje reveló que hay personas que vienen de diversos sectores como lácteos o tiendas departamentales, sin conocimiento alguno sobre vehículos.

“Todo el personal que ingresa a Audi, tanto directo,  que va a las líneas de proceso, como el  indirecto, que es toda el área administrativa, o personal de confianza, como se le conoce aquí adentro, todos llevan un entrenamiento básico de seis a ocho semanas. Esto proviene del consorcio,  que es el que crea este concepto para hacer procesos más robustos y que Ahora, el holograma es otorgado en base al nivel de emisiones contaminares de los automotores                                       

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS